PP-Vox congela las partidas y subvenciones a organizaciones empresariales y sindicatos

Gobierno, patronal y sindicatos renovaron el pacto del Diálogo Social el pasado mes de octubre
photo_camera Gobierno, patronal y sindicatos renovaron el pacto del Diálogo Social el pasado mes de octubre

El Gobierno de Aragón de la coalición PP-Vox ha congelado las partidas presupuestarias a las organizaciones empresariales y sindicatos en las cuentas de 2024. El acuerdo entre ambas formaciones para formar el Ejecutivo ya incluía explícitamente la “racionalización” de estas subvenciones a los agentes sociales y, en sus primeras cuentas, han optado por mantener las ayudas, cifradas en cuatro millones de euros.

Al respecto se pronunció el vicepresidente primero y consejero de Desarrollo Territorial, Alejandro Nolasco, de Vox, quien especificó que, pese a aprobar un “Presupuestos expansivo” con un aumento generalizado en muchas partidas, “no se va a incrementar nada la inversión destinada a sindicatos y patronal”, y se les añadirá un “carácter finalista”. “Habrá una fiscalización de ese dinero y en qué se va a gastar. El Gobierno dirigirá los contenidos de la formación y prevención, poniendo el foco en tecnología, digitalización e innovación”, explicaba el líder de Vox, que calificaba las ayudas de cuatro millones como “justas” y “bajas con respecto a otras comunidades”.

Este punto ha sido una de las cuestiones que centraron las negociaciones entre PP y Vox en todo el país tras las elecciones autonómicas del 28 de mayo. De hecho, en las comunidades donde los populares gobiernan en solitario, como Madrid, Andalucía o Galicia, tienen previsto incrementar o, al menos, mantener estas partidas, mientras que en los distintos pactos que han tenido que alcanzar en distintos territorios se incluyen, variando las nomenclaturas, la supresión, eliminación o reducción de las partidas.

En el caso de Aragón, el proyecto de Presupuestos incluye, entre otras, dotaciones a CEOE, Cepyme, UGT y CCOO de 225.000 euros a cada una por participación institucional; 150.000 euros para impulsar las relaciones laborales y la seguridad y salud laboral; 100.000 para la evaluación de competencias; o 75.000 para analizar las necesidades del mercado laboral, entre otras. Todas estas partidas son idénticas a las cuentas de 2023.

Más en POLÍTICA