Los sindicatos educativos dicen basta y exigen a la DGA que cumpla los acuerdos firmados

La actual propuesta, según los sindicatos, pasa por un incremento salarial del 5% a cambio de incrementar una hora de dedicación al alumnado
sindicatos-educacion
photo_camera Los sindicatos han advertido de que “saldremos a la calle” si no se les traslada una propuesta convincente sobre la que trabajar en las próximas semanas

Los sindicatos educativos han dicho basta y amenazan con movilizaciones y huelgas ante los retrasos en las negociaciones por una mejora en sus condiciones laborales. Critican al actual Gobierno de Aragón por “incumplir” los acuerdos firmados con el anterior Ejecutivo en noviembre de 2022, y que permitía a los profesores reducir su jornada lectiva, equiparándose a otras comunidades.

La actual propuesta, según los sindicatos, pasa por un incremento salarial del 5% a cambio de aumentar una hora de dedicación al alumnado, volviendo a las jornadas anteriores a la firma del acuerdo con el entonces consejero Felipe Faci. En virtud de ese pacto, este curso se han bajado de 20 horas en Secundaria y 25 en Infantil y Primaria a 19 y 24, respectivamente, y el próximo se reduciría a 18 y 23, pero “quieren volver a 20 y 25”. “Es un incumplimiento de un acuerdo firmado e implementado”, ha denunciado la líder de CSIF Educación, Mónica de Cristóbal.

Este incremento de las horas provocaría, según el responsable de CGT Enseñanza, José Luis Ruiz, aumentar la “ya excesiva” carga de trabajo, despedir profesorado o tener menos tiempo para coordinaciones, innovar y atender la “creciente diversidad” en las aulas. “Este año se ha bajado de 20 y 25 horas a 19 y 24, y se han contratado a 1.300 docentes por la reducción de horas. Si eso se revierte, no serán contratados. El año que viene estaríamos a 18 y 23 horas, por lo que sería más gente trabajando en los centros”, ha expuesto.

Esta situación del profesorado es más acuciante cuando se compara a otras comunidades. En Galicia, según han explicado los sindicatos, se revisa cada año cómo han subido los salarios en otras regiones y “si no están entre las siete primeras, automáticamente se equipara el salario”. “La calidad educativa merece que los docentes podamos preparar las sesiones y no mirar a los compañeros de otras comunidades que cobran 700 euros más por el mismo trabajo. Tenemos el peor sueldo de este país”, ha afirmado De Cristóbal.

Ante ello, los sindicatos han advertido de que “saldremos a la calle” si no se les traslada una propuesta convincente sobre la que trabajar en las próximas semanas. Porque, además, este retraso incide en otros temas pendientes de negociar, como los permisos y licencias, los equipos de orientación, y los recursos para alumnos con necesidades especiales.