La cultura "de cercanía" clama contra el Ayuntamiento de Zaragoza: "El Vive Latino me importa un pepino"

Algo más de un centenar de personas agrupadas en la plataforma Bloque Cultural se han concentrado en la plaza San Felipe para criticar la desaparición de Eifolk, de la programación cultural de Etopia o el cambio de modelo de Harinera.
photo_camera Está prevista otra concentración este miércoles en la plaza de España

"¡El Vive Latino me importa un pepino!", "¡La cultura no se vende, la cultura se defiende!", "¡El tejido cultural es salud en la ciudad!". Con estas y otras proclamas y a ritmo de cacerolas y demás utensilios, algo más de un centenar de personas (agrupadas bajo la plataforma Bloque Cultural) se han concentrado este lunes en la plaza San Felipe, frente al Torreón Fortea, para criticar al Ayuntamiento de Zaragoza "por destruir la cultura de cercanía", tal como se ha podido escuchar en el manifiesto y tal como ha reconocido Kira Rivarés, una de las portavoces de la agrupación.

Esta "cacerolada" (que se repetirá el miércoles 3 de abril en la plaza España a las 19.00 horas y está previsto que se extiendan una vez al mes) está motivada por "el ataque a la cultura de cercanía del Gobierno de PP y Vox" lo que se traduce, según la plataforma, "en recortes culturales de eventos que enriquecían el tejido cultural de la ciudad". Estos recortes se ejemplifican en la cancelación del Encuentro Internacional de Folklore (Eifolk) tras 32 años en la ciudad, de la programación cultural de Etopia, del convenio de co-titularidad de Harinera Zaragoza (ahora 100% municipal con la exclusión del colectivo Llámalo H) o del cierre de espacios como el Centro Social Luis Buñuel o el desalojo del Loira.

Además, la plataforma también ha criticado la destrucción del Consejo de Cultura. "Era el órgano de participación ciudadana y de las entidades y con la cancelación ya sabemos que su objetivo es precisamente ese, que no haya diálogo", ha explicado Kira Rivarés haciendo alusión a unas futuras reuniones y diálogo con los diferentes representantes de Zaragoza Cultural.

"Se está atacando a los espacios culturales, recortando el presupuesto y eliminando cualquier espacio de participación ciudadana para la cultura de cercanía. Su gestión de la cultura se basa en los macroeventos y en los selfies y no les importa destruir la cultura comunitaria que sí que forma un tejido cultural. Se creen que los macroeventos como el Vive Latino que atraen a miles de personas generan cultura y empleo y es al revés. Están destruyendo un tejido cultural que lleva años construirlo y lo están sustituyendo por eventos que se llevan todo el presupuesto municipal. A todos los artistas que vivimos del sector nos están quitando del acceso a esa posible vía de financiación para transformarlo en un evento que duré un día o una semana", criticaba Kira Rivarés.

Y es que entre las denuncias también estaba la precariedad del sector cultural y las "miles de personas afectadas por cada una de las decisiones". "Si citamos por ejemplo el caso de Harinera solo por allí pasan cada año 24.000 usuarias o sea que solo con eso ya hay muchos afectados", expresaba. Una situación que refleja un "futuro gris en el que va a haber más cancelaciones, tal como han asegurado.

"Somos conocedores de que en los próximos días se van a producir más cancelaciones, todavía no podemos decir sobre qué, pero se trata del cierre de más proyectos que llevan muchos años de trayectoria", ha relatado Kira Rivarés. "Cuando se priva a los ciudadanos del derecho a la cultura se elimina su pensamiento crítico y lo que están haciendo es hacer la cultura solo accesible para unos pocos, eliminar esos espacios de encuentro, con macroeventos que solo generan titulares", han culminado.

Así, Bloque Cultural seguirá protestando hasta conseguir "una ciudad con un tejido cultural vivo y tratado con dignidad". La próxima protesta será este miércoles a las 19.00 en la plaza España de Zaragoza.