Los piensos de Agroveco y la trufa de Manjares de la Tierra, galardonados con los Premios Arex

Desde Arex quieren visualizar el esfuerzo diario de las empresas aragoneses para desarrollarse en el exterior
photo_camera Desde Arex quieren visualizar el esfuerzo diario de las empresas aragoneses para desarrollarse en el exterior

Las pymes Agroveco y Manjares de la Tierra han resultado ganadores de los Premios Arex 2023 por su decidida apuesta por los mercados internacionales y su constante búsqueda de la innovación en sus productos y procesos. Cada una recibirá un bono de 3.000 euros para gastar en proyectos de internacionalización y seguir impulsando los productos aragoneses por todo el mundo.

Agroveco, con sede en Casetas y una producción de 60.000 toneladas anuales, se ha llevado el premio al mejor proyecto internacional por su novedoso sistema de envasado al vacío de piensos para caballos y mascotas. El nuevo packaging les ha permitido realizar envíos con garantía a mercados donde los problemas de conservación eran un constante, como por ejemplo Corea y Singapur, y abrir nuevos destinos como Japón. “Es un sistema de envasado al vacío que sólo tenía una empresa del mundo, en Irlanda, y nosotros somos la segunda”, ha detallado su director de Exportación, Jorge Guillén.

Además, la empresa ha aprovechado el cambio de formato para mejorar la imagen de la marca, creando un rango completo con diseños individualizados por referencia y muy atractiva visualmente. Con ello, se han consolidado en zonas del mundo como el Golfo Pérsico, la Asia más lejana u Oceanía, donde “la conservación del pienso es un problema constante para todas las marcas”.

Por su parte, la empresa turolense Manjares de la Tierra, dedicada a la transformación y venta de trufa negra, es la ganadora en la categoría Inicio Internacional con su proyecto “Conocer para creer” con el que afrontó su internacionalización de forma sistemática. “Tenemos una comunicación digital, una estética acorde al producto e intentar atraer gente a Teruel para que crean en nuestro producto. Lo más lejano que llegamos es Australia y estamos presentes en Estados Unidos o Hong Kong”, ha señalado su gerente, Sofía Agustín.

En total, casi el 80% de su producción la dedican a la exportación, que han ido profesionalizando a través de una estrategia continua durante sus 20 años de vida. “En España no hay una cultura de la trufa asentada en la base gastronómica. Poco a poco se está utilizando más, pero es un mercado todavía por crecer”, ha añadido.

Con ello, desde Arex quieren visualizar el esfuerzo diario de las empresas aragoneses para desarrollarse en el exterior, en un contexto en el que las ventas se estabilizan tras los efectos del Covid19, con Europa, Asia, Oriente Medio y Sudamérica como objetivos. “Las exportaciones se están recuperando y terminaremos el año con cotas razonables. El año que viene, a pesar de los conflictos, esperamos seguir incrementando el volumen. Hay una buena salud y una recuperación muy importante”, ha detallado el director gerente de Arex, José Antonio Vicente.

De este modo, en un contexto de gran volatilidad como el actual, la vicepresidenta segunda y consejera de Economía, Mar Vaquero, ha apuntado a la importancia de apostar por la internacionalización para las empresas del territorio “afronten con garantías de éxito una realidad que está llena de incertidumbres, pero también de oportunidades que deben saber aprovechar”. “Lo ideal es no resignarse a los clientes que se acerquen a sus instalaciones, sino abrir una puerta digital a golpe de un simple click en cualquier lugar del mundo”, ha agregado.

Más en ECONOMÍA