El Albergue Municipal activa el protocolo por frío para resguardar a las personas sin hogar

El albergue ha habilitado las zonas comunes del centro para dar lugar a 30 nuevas plazas que se añadirán al centenar de las que ya constan las instalaciones.
photo_camera El albergue ha habilitado las zonas comunes del centro para dar lugar a 30 nuevas plazas que se añadirán al centenar de las que ya constan las instalaciones.

Con la caída de la temperaturas durante estos días y los avisos y predicciones de la Agencia Estatal de la Meteorología, el Ayuntamiento de Zaragoza ha activado el protocolo de frío extremo en el Albergue Municipal, por lo que ha habilitado más plazas para acoger a las personas sin hogar que duermen en las calles de la ciudad. El protocolo establece dicha activación ordinaria siempre que los termómetros nocturnos bajen de los cinco grados y esta situación se dará durante estos días.

Ante la situación de emergencia climática, el albergue ha habilitado las zonas comunes del centro para dar lugar a 30 nuevas plazas que se añadirán al centenar de las que ya constan las instalaciones. En estas zonas se han colocado camas y mantas para poder dar cabida a las nuevas personas y resguardarlas del frío polar del exterior. De las 30 plazas, 25 serán para hombres y las 5 restantes para mujeres.

Debido a este protocolo las restricciones se suavizan, pues las personas sin hogar podrán pasar un total de 14 días en el Albergue Municipal, en lugar de los seis días que son habituales en situaciones de normalidad.

Además de alojamiento, el centro municipal ofrece servicio completo de desayuno, comida y cena para los usuarios, tanto en la modalidad de emergencia como de estabilidad. Aunque no estén alojadas, las personas sin recursos tienen también acceso a los servicios de desayuno y comida, y se les ofrece además bebida caliente (chocolate, leche, té, café…) fuera del horario de comedor. Cualquier persona tiene, además, acceso al servicio de ducha y se entregará ropa de abrigo a quienes lo necesiten.