El delegado del Gobierno achaca al movimiento de vacantes la falta de agentes en Épila

Los vecinos se concentraron este viernes por la oleada de robos que han vivido en las últimas semanas
photo_camera Los vecinos se concentraron este viernes por la oleada de robos que han vivido en las últimas semanas

El delegado del Gobierno en Aragón, Fernando Beltrán, se ha pronunciado este sábado sobre la situación que vive Épila, en Zaragoza, inmersa en una oleada de robos durante los últimos días que han llevado a los vecinos a protestar. Según ha explicado, la ausencia de agentes de la Guardia Civil en el pueblo se debe a un reciente movimiento de vacantes en toda España. En cualquier caso, la Benemérita volverá a ofertar en una segunda fase las que han quedado sin dueño, caso de esta localidad.

Así, ha dicho, otros cuarteles de pueblos de la zona, caso por ejemplo de Calatorao, sí se han cubierto. Hasta que se formalice el proceso y la llegada de nuevos agentes, Beltrán ha matizado que se dispone de unidades de reserva para desempeñar las mismas labores “cuando se producen fenómenos de este tipo” y hay un repunte de los delitos. En cualquier caso, y según sus palabras, se intensificará la presencia de los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado.

Una medida aplicable a Teruel, donde han crecido los robos en viviendas. La situación no es igual, ha matizado el delegado, y es que en ese caso las plazas de la autoridad competente, la Policía Nacional, están “suficientemente cubiertas”. Por ello, confía en que la situación se resuelva, ya que “la tasa de esclarecimiento de delitos en Aragón es muy alta”.

El particular repaso a la actualidad de Beltrán ha terminado respondiendo a otra cuestión pendiente, como es la elección del subdelegado del Ejecutivo en Teruel. “Estamos en búsqueda de los perfiles más idóneos y creo que lo vamos a resolver pronto”, ha concluido.