Cientos de personas se concentran en Zaragoza para rechazar los bombardeos de Israel sobre Gaza

Han reclamado al Gobierno de España que no solo reconozca al Estado Palestino
Concentración-27-de-mayo-1
photo_camera La Casa Palestina en Aragón se concentra en la plaza de España

Cientos de personas, convocadas de urgencia a través de las redes sociales de la Casa Palestina en Aragón, se han concentrado en la Plaza de España durante la tarde del lunes 27 de mayo para rechazar la nueva masacre perpetrada por el ejército israelí, esta vez en un campo de refugiados en Rafah, al sur de la Franja de Gaza.

El bombardeo ha tenido lugar, sin previo aviso, en el barrio de Tel Al-Sultan, al oeste del enclave, donde miles de personas se refugiaban tras huir de las zonas orientales de la ciudad, tras la ofensiva terrestre israelí que se viene intensificando desde hace dos semanas. Las imágenes muestran a niños convulsionando por las heridas, tras el gran incendio provocado por el bombardeo aéreo sobre sus tiendas de campaña.

Desde la Casa Palestina de Aragón indican que más de 36.000 personas han sido asesinadas, entre ellas más de 15.000 niños y niñas. Infraestructuras vitales como hospitales, escuelas, suministros de agua y energía fueron bombardeados, ciudades y poblaciones de la Franja de Gaza borradas por completo. Cerca de dos millones de personas están desplazadas de sus hogares, sin acceso a atención sanitaria y un 95% de la población que pasa hambre y sed.

La Casa Palestina en Aragón reclama al Gobierno de España que “no se quede solo en el reconocimiento del Estado Palestino”, un aspecto que valoran muy positivamente. Piden, además, que lidere la exigencia de un “alto el fuego inmediato y permanente” que acabe “con el genocidio de la ocupación israelí en la Franja de Gaza”. Entre sus otros reclamos, exigen al Gobierno que ponga fin a cualquier compraventa de armas y de tecnología militar y de seguridad con Israel.

Asimismo, la Casa Palestina en Aragón pide que apoyen la demanda presentada por Sudáfrica en el Tribunal Internacional de Justicia contra Israel por genocidio, así como “romper con carácter inmediato las relaciones diplomáticas, institucionales, económicas, deportivas y culturales con Israel y aplique sanciones a las empresas cómplices con la colonización de Palestina”.

La Casa Palestina en Aragón ha señalado que no es el fiscal de la Corte Penal Internacional quien pone al gobierno de Israel en el “más alto nivel de la deshumanización”, sino que es ese gobierno presidido por Netanyahu el que “se coloca al mismo nivel que los mayores criminales de la historia de la humanidad.”

A pesar de las medidas cautelares por parte del Tribunal Internacional de Justicia para proteger a la población palestina de un posible crimen de genocidio, “Israel sigue negándose a cumplir la legislación internacional y continúa ejecutando este genocidio planificado”, indican. Varios oficiales israelíes han advertido que no pararán hasta destruir el último rincón de Gaza y expulsar de su tierra a todas las personas palestinas.