Los sanitarios, a la llamada de la vacuna de gripe y Covid: "Hay más riesgo tratando con pacientes"

En el Clínico, el goteo ha sido constante durante la mañana
photo_camera En el Clínico, el goteo ha sido constante durante la mañana

La primera planta del Hospital Clínico de Zaragoza ha servido este lunes de ejemplo para el resto de centros hospitalarios de Aragón. O al menos, así lo pretende el departamento de Sanidad, que se ha propuesto resolver la asignatura pendiente de las bajas tasas de vacunación contra gripe y Covid en los facultativos. Desde los que salían del turno de noche, hasta los que llegaban casi al mediodía, el personal ha acudido en un goteo constante a su cita con las vacunas. “Covid en el izquierdo, gripe en el derecho”, explicaba una enfermera en el momento del pinchazo, y así hasta 60, los que estaban citados en esta primera mañana.

Así ha arrancado la que puede considerarse la segunda fase de la campaña de este otoño e invierno. Hace dos semanas, se dio el pistoletazo de salida en las residencias de mayores, tanto para los usuarios como para su personal. Llegados a este punto, cerca de alcanzar el cuarto aniversario de la pandemia, María José, auxiliar de Enfermería, comentaba entre risas que ya lleva cinco dosis contra la Covid. Esta será conjunta con el otro gran virus estacional: “Prefiero hacerlo antes de coger ningún catarro, creo que todos somos vulnerables a todo”.

En su área del Hospital, tenían previsto vacunarse “prácticamente todos”. Lo mismo en la Clínica del Dolor, donde trabaja María Fernández, otra de las citadas. En su caso, para evitar síntomas más fuertes. “Cuando cojo un resfriado lo cojo muy fuerte”, ha asegurado. El personal administrativo también entra en la ecuación, aunque Patricia, en citaciones del servicio de rayos, lamentaba que el seguimiento era algo menor esta jornada de lunes.

Su motivo para vacunarse no era otro que prevenir. Incluso recomendaba usar mascarilla en las instalaciones, algo cada menos familiar a la vista en las salas de espera. Con una sonrisa, José Manuel, enfermero de Salud Mental que empezaba a trabajar en el Inocencio Jiménez, ha acudido al Clínico expresamente. “Hacen más bien que mal, entonces no cuesta nada. Hay más riesgo tratando con pacientes. Como sanitarios, creo que debemos dar ejemplo, es algo que puede ayudar”, ha manifestado.

SIGUE LA VACUNACIÓN EN MAYORES

Si en los hospitales no cesaban los pinchazos a sanitarios, los centros de salud se están encargando también desde este lunes de los mayores de 85. De forma paralela, el departamento continúa con la inmunización frente a la gripe infantil en niños de hasta cinco años (59 meses). Otro frente abierto es el del Virus Respiratorio Sincitial (VRS) en los bebés de menos de seis meses. En el caso de los recién nacidos, la dosis se inocula en el propio hospital durante los primeros días de vida.

Asimismo, se van a abrir progresivamente las autocitas en Salud Informa con el mismo funcionamiento que en otras campañas. Es decir, dando prioridad a la edad y los factores de riesgo. En este segundo grupo, Sanidad destaca a los mayores de 60, gente con patologías graves o las embarazadas, en cualquier fase de la gestación.