Los embalses del Ebro continúan al alza y superan el 75% de su capacidad, la mayor cifra desde mayo de 2022

Destaca el embalse de El Grado, con 394,8 hectómetros cúbicos de agua almacenada cuando su total es 400
embalse
photo_camera Los embalses tienen una cantidad de agua acumulada notablemente superior a la misma semana del año pasado

El agua almacenada en los embalses de la cuenca del Ebro esta semana es de 5.871 hectómetros cúbicos, lo que representa un 75,3% de la capacidad total, según informa la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE). Esto supone cinco décimas más que el pasado lunes, continuando la estela seguida desde las lluvias de Semana Santa. Es la mayor cifra desde mayo de 2022.

Atendiendo al parte, destacan los embalses de El Grado, con 394,8 hectómetros cúbicos de agua almacenada cuando su total es 400, por lo que se encuentra a un 98,7% de su capacidad. Lo mismo ocurre en el embalse de Mediano, con una acumulación de 416,9 hm3 de sus 434,5 totales, un 95,9%. Cerca de esta cifra también se encuentra el embalse Barasona (97%), de La Sotonera (95,4%), de Yesa (95,6%) y Mequinenza (97,2%).

En la misma semana de 2023 la reserva era de 4.393 hectómetros cúbicos, lo que es igual a un 56,3% de la capacidad total. Es decir, los embalses tienen una cantidad de agua acumulada notablemente superior a la misma semana del año pasado.

El promedio de los últimos cinco años, de 2019 a 2023, para esta misma semana, fue de 5.602 hectómetros cúbicos (71,8%). En la actualidad se supera la reserva promedio de los últimos cinco años (de 2019 a 2023) y se encuentran por encima de la cifra de 2023 y de la del mínimo, que se produjo en el pasado año.

Asimismo, para la margen derecha del Ebro, la actual reserva es de 366 hectómetros cúbicos, el 54% de su capacidad máxima. Hace un año, la situación en esta zona era de 442 hectómetros cúbicos (65%), mientras que el promedio de los últimos cinco años se sitúa en 469 hectómetros cúbicos, el 69% del total.