Reabierta al tráfico desde este viernes la N-260 entre Congosto de Ventamillo y Campo tras las obras

Las lluvias de las últimas semanas han retrasado el final de los trabajos | Foto: Mitma
photo_camera Las lluvias de las últimas semanas han retrasado el final de los trabajos | Foto: Mitma

El tramo de la carretera Nacional 260 entre Congosto de Ventamillo y Campo, en la provincia de Huesca, se reabre este viernes al tráfico después de las obras de acondicionamiento. Será a partir de las 18.30 horas, en condiciones de “rodadura provisional”, por lo que la circulación quedará limitada a 40 kilómetros por hora.

Desde el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma), resaltan que los trabajos se han prolongado más de lo que estaba previsto por las lluvias de las últimas semanas. Asimismo, recuerdan que las obras en el citado tramo continúan, aunque con menor incidencia, y que se podrían producir “cortes intermitentes” de tráfico. Por ello, piden extremar la precaución y respetar la señalización por su propia seguridad y la de los trabajadores.

Las obras comenzaron el pasado mes de abril con la previsión de finalizar el 23 de junio. Es decir, la semana pasada, unos días de más que se han sumado por las mencionadas lluvias. El presupuesto invertido por el Mitma ha superado los 75,7 millones de euros.