El Mediterráneo de Sorolla y Vicent se siente en una exposición con sabor a mar en el Museo Goya

50 obras de Sorolla viajan hasta el Museo Goya desde el museo del pintor en Madrid y señalan las vivencias, recuerdos e impronta del pintor junto a los textos de Manuel Vicent que construyen el relato.
_sorolla_1-5
photo_camera La exposición se podrá ver hasta el 22 de septiembre. Foto: Pilar Álvarez

Escribe Manuel Vicent que en algún tiempo confundió el mar con la inmortalidad. No lo hace en un folio en blanco o en las teclas de un ordenador, sino en una pared. En la misma en la que luce la impronta de un artista al que el mar ha hecho inmortal. Sorolla y Manuel Vicent, Manuel Vicent y Sorolla ya charlan a orillas de su amado Mediterráneo en una nueva exposición en el Museo Goya que sabe a sal y que podrá disfrutarse hasta el próximo 22 de septiembre. 50 obras traídas directamente desde el Museo Sorolla hasta Zaragoza acompañadas por un relato del escritor Manuel Vicent componen una "exposición inédita", tal como ha reconocido el director del Museo Sorolla, Enrique Varela, este jueves en la presentación de la muestra.

Es inédita por tener un comisariado literario, "algo nada frecuente en nuestro país", que no es casual, pues a Manuel Vicent la crítica le llama "el Sorolla de nuestras letras". "Manuel Vicent ha nacido y vivido a orillas del Mediterráneo, ha bebido de esta plástica de Sorolla y eso hace que aunar literatura y arte haya dado un resultado tan magnífico como el de esta exposición", expresaba Varela.

"En la playa algunas adolescentes se bañaban, unos chicos las miraban, luego entraban, cuchicheaban y se reían. Otra vez Sorolla", firma Manuel Vicent junto a los lienzos "La hora del baño" y "Después del baño". Dos de las obras que dan la bienvenida a una exposición en la que también hay cuadros que se exhiben tras mucho tiempo sin exponerse como "Pescadores valencianos".

Decía el director del museo del pintor valenciano en Madrid que "en el mar de Sorolla hay muchos mares". Y por eso la exposición se divide en zonas en las que navegar por ellos. La primera, "El subconsciente está llena de algas" hace un recorrido por esos lienzos en los que el artista recuerda su infancia y adolescencia cerca del mar. Recuerdos parecidos a los que confesaba en la presentación de la exposición el director general de Fundación Ibercaja, José Luis Rodrigo, que se veía con sus padres en la Malvarrosa gracias a una "muestra que se siente y emociona".

Tras los recuerdos llega la contraposición en la sección "Un drama naturalista bajo la luz del Mediterráneo" donde se ven lienzos con pescadores, y sobre todo pescadoras, que faenaban en el mar frente a esas clases altas de Valencia que pasaban sus vacaciones de verano a orillas del mismo. "Autorretrato con fondo de mar", "Antonio García en la playa" (el suegro de Sorolla) o su mujer Clotilde se ven en los lienzos disfrutando frente a "Pescadora con su hijo", "Cordeleros" o "Pescadoras valencianas".

El azul y la claridad del mar y del cielo dan paso a los verdes esmeraldas y el brillo de Jávea. "En el mar de Xàbia" es la última parte de la exposición en la que se aprecia un cambio en la técnica de la paleta del pintor con obras como "Isla del Portichil" o "Mar de Jávea". "La exposición es, en definitiva, un homenaje al Mediterráneo a través de la literatura, un punto de encuentro de dos figuras íntimamente ligadas por el mar", culminaba el director del Museo Sorolla.

SOROLLA EN UN MUSEO GOYA QUE DA PASOS EN SU AMPLIACIÓN

Sorolla aterriza así en la que es la casa del pintor aragonés más ilustre en una exposición que "muestra el compromiso de Fundación Ibercaja por unir a Goya con sus coetáneos y otros artistas relevantes en la historia de la pintura", reconocía el director general, José Luis Rodrigo. Un Museo Goya que está cada vez más cerca de esa ampliación por la calle Santiago y que ya ha iniciado los trámites con el Ayuntamiento de Zaragoza aportando la documentación necesaria para la misma.

"Por el momento, hemos hecho ese primer paso con el Ayuntamiento y nuestra intención es que esa ampliación conlleve también un acceso por la plaza del Pilar. Tenemos previsto hacer una fachada vistosa, atractiva, como se merece el Museo Goya y la ciudad", ha reconocido José Luis Rodrigo afirmando que todos los esfuerzos de Fundación Ibercaja están ahora puestos en el Bicentenario del Fallecimiento de Goya para convertirse en un "lugar de referencia".