La previa del Casademont – Barça: la necesidad de hacer un partido perfecto

El partido se disputa este domingo a partir de las 18.30 horas en el Príncipe Felipe. Fotografía: FIBA.
photo_camera El partido se disputa este domingo a partir de las 18.30 horas en el Príncipe Felipe. Fotografía: FIBA.

El Casademont afronta su próximo encuentro ante el Barça (domingo, 18.30 horas) con la necesidad de hacer un partido perfecto para lograr un triunfo. El duelo será cualquier cosa menos sencillo, pero los de Fisac han cosechado todas sus victorias en Liga Endesa en el Príncipe Felipe y bajo el calor de su afición, y en esta ocasión querrán volver a hacer la épica y tumbar a uno de los mejores equipos de Europa como el Barcelona, que llega tercero tras nueve victorias y tres derrotas.

El escenario por sí mismo ya colgaba el claro cartel de favorito a favor del conjunto catalán, pero las salidas y bajas de última hora del Casademont, vuelven a dejar a Fisac con muchas zonas que cubrir a falta de poco menos de un día para el inicio del duelo. Y es que las desgracias no dejan de sucederse en el club rojillo. Tras las lesiones de Yusta y Sulejmanovic, quien confirmó el viernes Fisac que "es prácticamente imposible que juegue", se ha añadido la salida de Cinciarini y el percance de McFadden, que se hizo un esguince en el entrenamiento del jueves y será duda hasta el último momento. El propio Fisac también confirmó que, vista la clara falta de efectivos para el domingo, Álex Moreno y Rubén Valero se sumarán al roster.

Hablando propiamente sobre el rival, el Barça es uno de los mejores clubs a nivel europeo de la actualidad. Junto a su tercer puesto liguero actual, ostenta el segundo en Euroliga, solamente por detrás del Real Madrid. Asimismo, el club catalán tienen jugadores de la talla de Willy Hernangómez, que registra en Liga Endesa una media de 13,6 puntos, 6,4 rebotes y 16,8 créditos de valoración, o de Rokas Jokubaitis, que suele hacer alrededor de 9,3 puntos con un muy buen porcentaje en el tiro de dos (67,4%) y 3,4 asistencias que le hacen ostentar un 12,8 de valoración.

"Es un equipo muy sólido, que tiene un roster muy largo y compensado, con jugadores españoles que les están dando ese plus que hasta ahora les suele costar porque se los lleva la NBA. El Barça ha hecho muy bien su plantilla fichando a Hernangómez, a Parra, a Brizuela, junto con jugadores americanos del nivel que ellos pueden tener", analizó Fisac, este viernes, respecto a su rival.

TRATAR DE SEGUIR EN RACHA

A pesar de las dificultades en la plantilla derivadas de los distintos cambios de cromos, el Casademont aterriza en este duelo tras ganar sus últimos dos choques. El primero de ellos fue en la Liga Endesa y ante el complicado UCAM Murcia (82-76) en un duelo en el que los rojillos no se despegaron del marcador durante la primera parte y en el tercer cuarto sacaron una ventaja de nueve puntos que supieron proteger para alzarse con el triunfo. En el segundo, ante el Nymburk (82-79) en la segunda ronda de la FIBA Europe Cup, los maños realizaron un partido muy irregular, pero que con el apoyo del Príncipe Felipe pudieron remontar en los últimos minutos para arrancar con una sonrisa en su nuevo periplo europeo.

Por ello, el objetivo de este duelo ante el Barça no es otro que continuar con estas buenas sensaciones, más competitivas que de juego, ofrecer un buen papel e intentar dar la campanada frente a la marea roja. Motivos sobran para creer, pues los algunos jugadores están dando pasos hacia adelante constantemente. Smith fue capital en este último duelo europeo ante el Nymburk con 20 puntos, y Trae Bell-Haynes, que sí que es cierto que pasó más desapercibido ante los checos, frente al UCAM fue el mejor del día anotando 17 puntos y proporcionando 9 asistencias que le otorgaron el MVP del partido llegando hasta los 28 créditos de valoración.

Con todo esto y por el momento, solamente queda esperar a que el colegiado ponga el balón en el aire y que el Casademont realice un partido prácticamente perfecto y ofrezca su mejor versión para tratar de hacer la épica y vencer a un coloso como el Barça, que no planteará un escenario sencillo.