Opinión

No a las políticas restrictivas en Educación

En el transcurso de estos tres últimos años hemos visto cómo en Educación no sólo ha aumentado el alumnado por aula, se paga por acudir a los Centros Rurales de Innovación Educativa de Teruel (CRIET) y por las tasas de los Ciclos Formativos, los alumnos que tienen que realizar los exámenes extraordinarios de septiembre pierden el trasporte escolar, sino que además existe una desaparición de programas educativos, anulación de becas y ayudas, pérdida de servicios, recortes en contrataciones, cierres de aulas, supresión de asignaturas e interrupción de actividades.

En el transcurso de estos tres últimos años hemos visto cómo en Educación no sólo ha aumentado el alumnado por aula, se paga por acudir a los Centros Rurales de Innovación Educativa de Teruel (CRIET) y por las tasas de los Ciclos Formativos, los alumnos que tienen que realizar los exámenes extraordinarios de septiembre pierden el trasporte escolar, sino que además existe una desaparición de programas educativos, anulación de becas y ayudas, pérdida de servicios, recortes en contrataciones, cierres de aulas, supresión de asignaturas e interrupción de actividades.

Los socialistas hemos alegado y presentado propuestas por la cantidad de familias a las que no se les ha reconocido el derecho a becas; son miles de ellas con salarios de entre 600 y 1.000 euros al mes.

Recordemos que las becas de comedor no cubren el 100% del precio, siendo además en el curso escolar 2013-14, la Comunidad más cara. Añadido a que este verano debido a la improvisación y la mala organización, se ha dejado sin servicio de comedor a muchos niños y niñas.

Este inicio de curso no va a ser mejor, aunque saque pecho el PP. Pues no serán beneficiados 23.218 estudiantes ya que en muchos de ellos coincide beca de libros y comedor escolar (15.972 para libros y 7.246 para comedor), además de que el importe de las becas para material curricular, es igual al curso anterior, cuando se ha podido comprobar que el precio del material escolar está por encima del importe becado.

A todo esto debemos sumar la entrada en vigor de la LOMCE, que desatiende la escuela pública, desconsidera la educación infantil - que es una etapa esencial -  y termina con todos los derechos de igualdad.

Ante esto los socialistas seguimos apostando por los principios de equidad, calidad y corresponsabilidad y decimos no a las políticas restrictivas y de recortes -tanto presupuestarios como sociales- que se han ido dictando desde el gobierno central y asumidas por el Gobierno de Aragón.