Zaragoza probará con pasajeros un autobús de la línea 40 sin conductor

Autobús sin conductor Zaragoza
photo_camera Aunque el autobús es autónomo cuenta siempre con la supervisión de un conductor | Foto: Ayuntamiento de Zaragoza

Tras la primera fase de pruebas realizada hace unos meses, el autobús inteligente, conectado y autónomo del proyecto Digizity se embarca ahora en un nuevo horizonte al hacer sus primeros recorridos con pasajeros. Será a partir del 16 de noviembre cuando este vehículo sin conductor, aunque siempre supervisado, vuelva a circular las calles de Zaragoza en el recorrido que lleva a cabo la línea 40.

Sus pasajeros serán en esta ocasión todas aquellas personas que deseen vivir esta experiencia de forma gratuita experimentando las innovaciones que incorpora. Eso sí, será en trayectos de plazas limitadas para las que será necesario hacer una reserva previa a través de la web de Avanza Zaragoza. Estas podrán realizarse a partir del mismo día 16 y el servicio estará disponible en horario de lunes a viernes de 08.00 a 15.00 horas.

Desde las primeras pruebas realizadas en los meses de marzo y abril, se han llevado a cabo los ajustes y desarrollos necesarios para el funcionamiento de los sistemas embarcados en el vehículo. La novedad más destacada es el sistema de guiado a bordo, que permite automatizar el control lateral de la conducción. De este modo el autobús podrá realizar de forma autónoma una aproximación a la acera donde está ubicada la parada. Y es que en la primera fase únicamente permitía la aceleración y el frenado del vehículo.

Para la consejera de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento, Tatiana Gaudes, “es muy importante para la ciudad de Zaragoza ser escenario de los test de un sistema tan novedoso, único a nivel nacional e internacional y en el que están participando destacadas empresas y centros tecnológicos. Nuestra apuesta por estar en vanguardia de la innovación y de la sostenibilidad tiene en Digizity uno de sus referentes”.

DIGIZITY

Digizity comenzó hace dos años con el objetivo es automatizar, descarbonizar y digitalizar el transporte urbano con un autobús inteligente, conectado y eficiente. En este caso el autobos Irizar modelo ie-tram de 12 metros de longitud. Está liderado por Avanza con la participación de otras cinco empresas (Irizar, JEMA, Hispacold, Telnet e Idneo), tres centros tecnológicos (Itainnova, de Aragón; CTAG, de Galicia; y Tecnalia, del País Vasco) y Novadays, consultora especializada en gestión pública. Además, cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Zaragoza a través del servicio de Movilidad Urbana.

Zaragoza se convierte así en la primera ciudad, tanto a nivel nacional como internacional, en contar con un proyecto pionero en un entorno relevante por los usuarios de la ciudad. El proyecto está financiado a través de la convocatoria “Programa Tecnológico de Automoción Sostenible”, promovido por el Centro para el Desarrollo Tecnológico e Industrial (CDTI), en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia. El presupuesto total del proyecto es de más de 9 millones de euros, con una ayuda pública de 5,4 millones, que finaliza el 31 de diciembre.