Las plazas de Zaragoza más bonitas (e importantes) de la ciudad

Zaragoza cuenta con numerosas plazas bonitas. Sin duda, son parte del encanto de esta ciudad y un lugar en el que encontrarás catedrales, museos y podrás revivir parte de la historia de la capital
plaza-del-pilar-2
photo_camera Zaragoza cuenta con numerosas plazas que se convierten en un lugar de visita imprescindible para los turistas

Uno de los encantos de Zaragoza son sus plazas. Lugares de reunión con su propia historia que son, y fueron, significativos para la ciudad a lo largo de las diferentes épocas y que ahora son capaces de capturar la esencia de su población. En este artículo hemos elaborado una selección de las plazas en Zaragoza más significativas, ya sea por su pasado, su belleza arquitectónica o por su relevancia cultural dentro de la ciudad. ¿Te apuntas a conocer estos puntos neurálgicos de la historia y la vida zaragozana?

  1. Plaza de la Seo
  2. Plaza de Santa Marta
  3. Plaza de Santa Cruz
  4. Plaza de José Sinués
  5. Plaza de San Pedro Nolasco
  6. Plaza de la Magdalena
  7. Plaza de San Miguel
  8. Plaza de los Sitios
  9. Plaza del Justicia
  10. Plaza del Pilar

Plaza de la Seo

Plaza-la-seo-1
La plaza de la Seo es uno de los lugares más singulares de Zaragoza

Entre las plazas de Zaragoza más singulares podemos encontrar la plaza de la Seo. Durante los 2.000 años que van de la etapa romana al siglo XIX, esta plaza ha sido el corazón de Zaragoza.

De hecho, en ella se construyó el Foro Romano, los visigodos la convirtieron en el centro episcopal de la ciudad, los musulmanes levantaron la mezquita de Saraqusta al Baida, hasta que tras la Reconquista se convirtió a cristianismo y, con el paso de los siglos acabaría siendo la Catedral de la Seo.

En cualquier caso, el aspecto actual de la plaza de la Seo surgió en 1937, obra de Regino Borobio. Sin duda, se trata de un espacio único en la ciudad.

Plaza de Santa Marta

plaza-santa-marta
La plaza de Santa Marta es un destino imprescindible para los amantes del tapeo zaragozano

La plaza de Santa Marta ha sido testigo de todo tipo de eventos a lo largo de la historia de Zaragoza, desde combates hasta canonizaciones, cambiando de nombre en hasta diez ocasiones según las distintas épocas de la ciudad.

Además de su rico trasfondo histórico, la plaza de Santa Marta es un destino imprescindible para los amantes del tapeo en Zaragoza. Allí se pueden encontrar locales míticos de la tradición zaragozana como "Los Victorinos", el "Marpy", "Casa Dominó" o "El Lince" y su mítico "guardia civil".

Rodeada de auténticas joyas como el Palacio Armijo, las Casas de Juan de Aragón y la Real Maestranza de Caballería, es un lugar óptimo para disfrutar de la gastronomía de la ciudad.

Plaza de Santa Cruz

Plaza-Santa-cruz-2
En esta céntrica plaza convergen cultura, arte y vida cotidiana

La plaza de la Santa Cruz, situada en el corazón del casco histórico, es un punto emblemático donde convergen la cultura, el arte y la vida cotidiana de Zaragoza.

Además de un ambiente animado por terrazas y un pintoresco mercadillo dominical, la plaza de la Santa Cruz alberga una interesante riqueza arquitectónica e histórica. Un dato interesante es que, por ejemplo, el Tribunal de la Inquisición instaló su sede en un edificio de esa plaza, concretamente la Casa de los Tarín, en el siglo XIX.

Otras de las joyas que se pueden encontrar aquí son el Museo Goya, la Casa del Prior Ortal, la impresionante Iglesia de la Exaltación de la Santa Cruz, el imponente Palacio de los Torrero y el misterioso Caserón de San Voto.

En cada rincón de esta plaza respira la fascinante esencia de Zaragoza.

Plaza de José Sinués

plaza-de-sinues.1
Esta plaza es uno de los lugares más destacados de la ciudad de Zaragoza 

La plaza de José Sinués, enmarcada por la fachada trasera del Teatro Principal, es uno de los rincones más destacados de la antigua Zaragoza. Su peculiar forma irregular rompe con la tradicional disposición cuadrada o rectangular de las plazas, añadiendo un toque de autenticidad .

Remodelada en 1984 junto con la restauración del Teatro Principal, esta plaza es un lugar de encuentro animado, especialmente debido a su proximidad a la calle Don Jaime y al centro de la ciudad. Destaca, sobre todo, el coliseo de la ciudad que este año cumple 225 años de historia y por cuyas tablas han pasado los actores más reconocidos de todos los tiempos. Hasta el propio Goya fue a visitarlo una vez.

En el centro de la plaza, bajo la sombra de álamos y ceibas, se alza la elegante estatua de chapa de acero inoxidable de José Sinués, una obra creada por el artista Pablo Serrano en 1978.

Plaza de San Pedro Nolasco

Plaza-de-san-pedro-nolasco-1
La plaza San Pedro Nolasco está rodeada de terrazas y locales 

La plaza San Pedro Nolasco se distingue por su bulliciosa atmósfera, al estar rodeada de terrazas y locales. Durante el verano, el lugar adquiere una vitalidad especial, con una animación que invita a disfrutar al aire libre.

Además de ser un punto de encuentro gastronómico, la plaza alberga dos destacados museos: el Museo del Teatro de Caesaraugusta y el Museo de los Faroles y Rosario de Cristal. Esta oferta cultural añade un toque de interés adicional a la experiencia de visitar la plaza.

Plaza de la Magdalena

Plaza-la-magdalena-2
Esta plaza ha mejorado su apariencia en los últimos años

La Plaza de la Magdalena ha sido objeto de un profundo proyecto de rehabilitación en los últimos años. De hecho, se ha mejorado el empedrado y se ha dado un mayor empaque a la iglesia mudéjar de la Magdalena. Aunque lo cierto es que no ha convencido a todos los vecinos por su falta de "mobiliario" y bancos para sentarse.

No obstante, es justo reconocer que esta plaza, en la que hasta 1867 se ubicó la puerta oriental de la muralla romana del siglo III, es digna de admirar.

Plaza de San Miguel

san-miguel3
La plaza de San Miguel es una de las más emblemáticas de Zaragoza

La plaza de San Miguel, en el Casco Histórico de Zaragoza, se encuentra rodeada de edificaciones que combinan arte e historia.

Destacan la majestuosa Iglesia de San Miguel de los Navarros, la casa que albergó a la familia de Francisco de Goya y un mural en memoria de la Puerta del Duque de la Victoria, que, aunque breve, dejó su marca en la historia de la ciudad.

Plaza de los Sitios

plaza-de-los-sitios-2
Esta plaza es un enclave muy acogedor para los zaragozanos

La Plaza de los Sitios, ubicada en el corazón de Zaragoza y cercana al Paseo de la Independencia, es un enclave de singular belleza en la ciudad.

Sus edificaciones de piedra, balcones ornamentados, techos de alfarje y ventanas talladas en madera forman un paisaje arquitectónico fascinante, que invita a sumergirse en la historia de la arquitectura zaragozana.

El entorno que rodea la plaza de los Sitios destaca por su contraste con el resto de la ciudad, siendo uno de los barrios más modernos en diseño urbanístico desde principios del siglo XX.

Plaza del Justicia

Plaza-Justicia
Este lugar ha sido protagonista en distintas etapas de la ciudad

La plaza del Justicia es una de las plazas de Zaragoza con más encanto.

Además de ser protagonista en distintas etapas de la ciudad, tampoco se queda atrás en lo que a edificios emblemáticos respecta, gracias a edificios como la iglesia de San Cayetano, la fuente Samaritana o el Palacio Notarial.

Plaza del Pilar

pilar
La plaza del Pilar es un lugar de visita obligada en Zaragoza

La plaza del Pilar, en el Casco Histórico de Zaragoza, es el símbolo de la ciudad y el punto de encuentro clave tanto para locales como para visitantes. Por establecer una equivalencia, sería el equivalente a visitar la Alhambra en Granada o el Coliseo en Roma. Se trata además de la plaza peatonal más grande de Europa.

Con la majestuosa Basílica del Pilar como su principal atractivo, esta plaza nació en los años 30, cuando el arquitecto Regino Borobio decidió crear un espacio que conectara la Lonja, la Catedral de La Seo, el Ayuntamiento, el Museo del Foro Romano y el Monumento a Goya, entre otros.

Sin duda uno de esos lugares que hay que visitar, al menos, una vez.