Las ofertas para demoler La Romareda, al detalle: la mejor valorada, la más rápida y la más económica

El cumplimiento y reducción de los plazos es un elemento sustancial en valoración de las ofertas, dada la importancia del calendario en una obra que avanzará contrarreloj
romareda
photo_camera Si todo continúa según lo previsto, a la grada de Gol Sur le quedan apenas tres partidos de vida

Días clave para poder iniciar el derribo de La Romareda el 8 de julio, según los planes previstos desde hace meses por el Ayuntamiento, Gobierno y el Real Zaragoza. Las seis empresas que compiten por los primeros derribos del vetusto estadio municipal ya han destapado todas sus cartas, y será una de ellas la que en las próximas semanas se adjudique esta obra, que marcará el inicio, de una vez por todas, de la construcción del nuevo estadio de fútbol.

De estas empresas, es la UTE (Unión Temporal de Empresas) entre OHL y Deltapunt 3.000 la que partiría con una ligerísima ventaja sobre el resto. Estas empresas afirman en su oferta ser capaces de completar todo el derribo de los tres edificios en 21 semanas, tres menos de las 24 previstas en su licitación, mientras que la UTE Acciona – Mariano López Navarro (MLN), la otra favorita, sólo conseguiría reducir los plazos en una semana. FCC y Hercal, terceras en discordia, recortarían dos semanas a los tiempos iniciales.

No en vano, el cumplimiento y reducción de los plazos es un elemento sustancial en valoración de las ofertas, dada la importancia del calendario en una obra que avanzará contrarreloj, más allá de que finalmente se adopte por la instalación de un estadio modular en el Parking Norte. De hecho, la licitación marca como “crítico” que la zona del edificio de Urbanismo esté totalmente despejada en la semana 8 para que el público no tenga problemas en acceder a la Tribuna Preferencia en el primer partido que se dispute en La Romareda.

No obstante, hay una cuestión en la oferta preparada por OHL y Deltapunt que, si no es subsanada, puede limitar las opciones para resultar adjudicataria. Según el acta de la Mesa de Contratación, su planificación echa en falta un gráfico Gantt para poder comprobar los plazos intermedios y la posibilidad de cumplimiento de los hitos planteados. De ahí que su puntuación en este apartado sea sólo de 1,5 sobre 5, mientras que Acciona y MLN llegan al 4,5.

ACCIONA Y MLN PRESENTAN LA MEJOR OFERTA TÉCNICA

Sin embargo, la empresa que mejor oferta técnica ha presentado es la UTE de Acciona y Mariano López Navarro, que alcanza hasta 41 puntos del máximo de 50, por 37,25 de FCC y Hercal y 34,75 de OHL y Deltapunt. Estas diferencias se sustentan principalmente en el diseño de la Memoria Constructiva y la Planificación de la obra, donde Acciona y MLN suma la gran cantidad de puntos.

Uno de los aspectos más trascendentales de esta primera fase es el desamiantado de la cubierta, en donde OHL y Deltapunt podrían ganar ventaja en la valoración de los técnicos al contar la segunda con personal y medios propios, estando autorizada para la retirada de material con amianto, mientras que Acciona y MLN únicamente proponen empresas externas para el transporte y la gestión de residuos.

1 MILLÓN MENOS DE COSTE

En lo que prácticamente coinciden todas las ofertas presentadas es en el coste, que reducen en casi un millón de euros el coste inicial, cifrado en 4,1 millones, más IVA. En concreto, menos de 3.000 euros separan a las dos favoritas, OHL-Deltapunt y Acciona-MLN, que ofrecen derribar estas zonas por 3,11 millones de euros. La propuesta más barata es la de Vilor y Mahoci, con 3,04 millones, pero su valoración de 17 puntos de 50 en la oferta técnica por múltiples deficiencias le descarta en la elección final.

ESTE MARTES, LA VALORACIÓN DE LOS TÉCNICOS

Mientras tanto, este martes se dará un nuevo paso en la Mesa de Contratación de la licitación, que tendrán que evaluar que las ofertas de cada empresa son viables de desarrollar en el tiempo, coste y metodología descrita. Si todo procede sin parones ni frenazos, está previsto que la obra quede adjudicada alrededor de mitad de mayo, con el objetivo de que las empresas puedan prepararse de forma óptima para arrancar la maquinaria el 8 de julio.