Los Bomberos de Zaragoza realizaron 8.566 intervenciones en 2023, la mayoría salvamentos

El cuerpo ha celebrado este sábado la festividad de su patrón
La alcaldesa ha presidido la festividad este sábado. Foto: Ayuntamiento de Zaragoza
photo_camera La alcaldesa ha presidido la festividad este sábado. Foto: Ayuntamiento de Zaragoza

Los Bomberos del Ayuntamiento de Zaragoza atendieron en 2023 un total de 8.566 intervenciones, la mayoría salvamentos (64%), mientras que las salidas por incendios disminuyen. El balance recogido en la memoria del Cuerpo Municipal es prácticamente igual al del ejercicio anterior, ya que el número de intervenciones es sólo un 1,7% más que el año anterior. Son los datos que se han dado a conocer este sábado con motivo de la festividad de San Juan de Dios, patrón del cuerpo.

Un dato positivo, señalan desde el Ayuntamiento, es el descenso del 1,8% de los servicios realizados por fuegos, que pasan de 1.632 en 2022 a 1.603 el año pasado, una cifra que va en consonancia con el trabajo de prevención realizado desde el propio cuerpo municipal y, en especial, por la puesta en marcha de la Escuela Ciudadana en el Museo del Fuego. Los Bomberos de Zaragoza realizan esa función de formación enseñando a la ciudadanía cómo utilizar un extintor o cómo comportarse ante un incendio en el hogar mientras llega la ayuda, ya que estas nociones y saber cómo actuar ante estas emergencias pueden hacer que una catástrofe se quede en un susto.

Los incendios suponen el 18,7% de las atenciones prestadas por los bomberos en 2023, mientras que las asistencias técnicas fueron el 16,6% y también disminuyeron ligeramente, de 1.421 a 1.411 (0,7%). En el caso de los salvamentos, el tipo de atención más numerosa, se incrementaron un 3% al pasar de 5.377 a 5.542.

Al mismo tiempo también se ha registrado un aumento de los servicio de la UVI móvil, en concreto estas salidas han aumentado un un 3,2% al pasar de 2.952 en el ejercicio anterior a 3.047. Coincide con un año en el que el Ayuntamiento de Zaragoza ha hecho una apuesta por esta asistencia que precisamente en 2023 celebró su 40 aniversario. En concreto, se ha incorporado 12 profesionales, entre médicos, enfermeros y técnicos de emergencias sanitarias, y se han adquirido nuevas ambulancias, lo que mejora la capacidad de respuestas. De todas estas salidas, 2.229 acabaron con atenciones (también acudieron a incendios o accidentes en los que finalmente no hubo heridos) y 1.155 con traslados a centros hospitalarios. Las atenciones más comunes, dice, son por infartos, ictus, paros cardiacos, accidentes traumatológicos o caídas de ancianos que viven solos.

Los Bomberos de Zaragoza, que una vez más han sido valorados por los ciudadanos como el mejor servicio en el barómetro municipal, se han reunido en el parque 1 para celebrar su patrón, San Juan de Dios, en un acto presidido por la alcaldesa, Natalia Chueca, en el que también ha participado la concejal delegada, Ruth Bravo, y que ha estado amenizado por la Colla de Gaitas del Cuerpo municipal. Este año se conmemora el 40 aniversario de la asistencia médica en el cuerpo municipal, por lo que en la ofrenda han participado también el sanitario más veterano y la última incorporación.

Además, se ha entregado el Casco de Honor 2024, la máxima distinción de Bomberos, ha recaído en el consejero del Ayuntamiento de Zaragoza, Alfonso Mendoza y el director general de Interior y Emergencias de Aragón, Miguel Ángel Clavero. También, se han entregado 21 diplomas e insignias a los bomberos con más de 25 años de servicio y 16 placas al personal jubilado.

RECAUDACIÓN DEL CALENDARIO SOLIDARIO

Este viernes, 8 de marzo, los Bomberos hicieron entrega de los fondos recaudados con el calendario solidario 2024. El cuerpo expresa sus palabras de agradecimiento “a la solidaridad de todos y todas los que han apoyado esta iniciativa”. En total, explican, se han recaudado 30.000 euros para ayudar a distintas asociaciones.

Es el caso de Amacgema (Asociación de Mujeres Aragonesas de Cáncer Genital y de Mama), la fundación Adislaf (por la atención integral a las personas con discapacidad intelectual y sus familias) y Aesmowi (Asociación Española Síndrome de Mowat Wilson).