Agua "algo fría", ganas de más sol y tímida afluencia en la apertura de las piscinas en Zaragoza

CDM Delicias
photo_camera Las piscinas abrirán hasta el 3 de septiembre

Algunos metían un pie y no se atrevían a dar un paso más allá mientras que otros, siguiendo un ordenado ritual, iban introduciendo poco a poco todo su cuerpo en una de las piscinas del Centro Deportivo Municipal Delicias este sábado. "La tripa es que es lo peor" se decían Pedro y Paco antes de armarse de valor e introducirse por completo en el vaso. Después, unos largos para aquí y para allá y el primer día de apertura de las piscinas municipales de Zaragoza quedaba inaugurado oficialmente. En 21 piscinas se ha podido disfrutar hoy de un buen baño aunque los adeptos al Palacio de Deportes todavía tendrán que esperar un poco más (hasta el lunes) para darse el ansiado chapuzón.

Una inauguración algo tímida en el CDM Delicias y es que si el año pasado a las 9.30 (una hora antes de que abriese) ya había gente haciendo fila, hoy a las 10.30 no había que esperar ni un poco. Apenas se contaban una veintena de personas pasadas las 11.00 en esta piscina, una de las que más usos registra cada año. En el agua, solo los más valientes, como el grupo de amigas formado por Nicole, Marina y Ani que después de un rato a remojo salían corriendo hacia el césped para envolverse rápidamente con las toallas. "El agua la verdad es que está muy muy fría", compartían las tres amigas al tiempo que abrían sus refrescos y unas bolsas de patatas fritas para hacer un picnic improvisado. "Nos vamos a quedar aquí todo el día hasta que nos cansemos porque igual luego hace más calor", reconocían.

Y es que el día amanecía hoy nublado y con algo de viento. "Normalmente en el día de apertura otros años suele haber bastante más gente pero con la semana de lluvias que ha habido y que hoy también daban…No obstante, suele ser por tarde cuando se llena más", reconocía uno de los socorristas de la piscina. Por eso, la opción preferida de los bañistas era armarse con un buen libro, algo de picar y "atemperarse" para darse el esperado primer baño.

"Tenía muchas ganas de que abriesen ya las piscinas porque vengo aquí desde que la inauguraron y me gusta mucho. De momento no tengo mucho calor pero luego ya se verá. Primero hay que atemperarse", decía Josefina Valdés extendiendo la toalla en el césped y colocando todas sus cosas. Había a quien ni siquiera le daba tiempo a dejar la bolsa pues acudir a las piscinas con pequeños terremotos es lo que tiene. "Yo como mucho creo que voy a meter los pies a no ser que salga luego más el sol pero estos tenían ya muchas ganas", decía Carolina mientras sus hijos no paraban de chapotear en la piscina.

Mientras unos se tumbaban en el césped o junto a los vasos dispuestos a tener un sábado de relajación, Mari Luz hacía lo propio, café en mano, sentada en las mesas de madera de la zona de merienda de la piscina. Puntual como un reloj suizo, a las 10.30 cruzaba la puerta del CDM Delicias al que acude cada año. Eso sí, "solo por la mañana que por la tarde se llena". La puntualidad tenía una razón y es que no podía esperar más a que abriesen las piscinas. De hecho, hacía un llamamiento: "Tienen que abrir antes, hombre".

Para ella, y todos los bañistas, se ha abierto hoy una larga temporada de piscinas con chapuzones, helados y dosis de sol hasta el 3 de septiembre. Las tarifas ordinarias de los abonos se mantienen en 77 euros para adultos, 46,30 para menores de 18 años y 35 euros para la tercera edad. Las entradas de día para adultos costarán 4 euros de lunes a viernes y 4,70 los sábados y festivos. Los menores de 18 pagarán 2,70 entre semana y 3 euros los sábados y festivos. Para la tercera edad, el precio será de 2,60 de lunes a viernes y 2,80 euros los sábados y festivos.