La última colección de vajilla de Luis Feito llega a la Escuela de Cerámica de Muel

La muestra puede visitarse permanentemente y reúne un total de 36 piezas del artista madrileño
feito-foto
photo_camera La última colección de vajilla de Luis Feito llega a la Escuela de Cerámica de Muel.

Caracterizado por un estilo abstracto y el uso del rojo y el negro en su obra, el Taller Escuela Cerámica de Muel de la Diputación de Zaragoza muestra la última colección de vajilla de cerámica diseñada por Luis Feito. Una exposición que podrá visitarse permanentemente ya que ha sido donada a la DPZ y que reúne un total de 36 piezas que el artista madrileño diseñó antes de su muerte por Covid en 2021.

Además de creador plástico y de obra gráfica, Feito, que fue el pintor más internacional de su generación, germen junto a Antonio Saura del mítico grupo El Paso, fue también diseñador de objetos. Entre ellos, diseñó la vajilla que ya puede visitarse en las instalaciones que la Diputación de Zaragoza tiene en Muel.

vajilla-foto
La colección se compone de un total de 36 piezas

La colección se compone de 36 piezas: doce platos de presentación, seis platos hondos, seis platos de postre y seis boles más dos caminos de mesa en algodón decorado con batik con los diseños de Luis Feito. En los adornos se aprecia el inconfundible estilo de Feito, basado en colores básicos como son el rojo y el negro. El valor de la colección, que ha sido cedida a la Diputación de Zaragoza, radica en el simbolismo de las piezas, que reflejan el estilo de Feito en el campo del diseño de objetos y muestran su evolución, ya que fueron las últimas piezas ideadas por el artista antes de fallecer.

HORARIOS PARA DISFRUTAR DE LA EXPOSICIÓN

La exposición puede visitarse de forma gratuita durante el horario de apertura del centro: de lunes a viernes de 8.00 a 14.00 horas. Además, y siempre bajo cita previa, se ofrece la posibilidad de realizar visitas especiales para grupos durante los fines de semana. Para ello, los interesados deberán contactar con el Taller Escuela Cerámica de Muel llamando al 976 14 52 25.

“LUIS FEITO. OBRA GRÁFICA”, EN EJEA

Esta colección no es la única muestra del artista que la Diputación de Zaragoza ofrece en la actualidad, ya que el Centro de Arte y Exposiciones de Ejea de los Caballeros reúne también hasta abril una exposición de su obra gráfica.

“Luis Feito. Obra gráfica” ofrece al visitante una selección de obras de la última etapa de la larga trayectoria del pintor madrileño, creadas a partir de la gran exposición que el Museo Reina Sofía organizó sobre su obra en 2002. Brinda al visitante la oportunidad de disfrutar de la pintura abstracta de Feito a través de 65 obras entre litografías, estampas y aguafuertes. Entre ellas, el grabado que Luis Feito creó para la serie especial “Disparates de Fuendetodos” impulsada por la Fundación Fuendetodos Goya como homenaje a la colección de “Disparates que Goya dejó inconclusa.

vajila-muel-dpz
La muestra ha sido presentada esta mañana en la Diputación de Zaragoza. 

La mayoría de estas 65 obras están tituladas con números, una de las señas de identidad de la obra de Feito, ya que desde los inicios de su carrera ha optado casi siempre por titular sus acrílicos sobre lienzo con números. La ausencia de título en sus cuadros pone de manifiesto la renuncia del pintor a dar cualquier pista interpretativa sobre los posibles significados de sus obras.

UN ARTISTA COSMOPOLITA Y SIEMPRE ABSTRACTO

Feito (Madrid, 1929) es considerado como el pintor español más internacional de su generación y el más cosmopolita del arte contemporáneo. La falta de medios económicos en una España devastada por la Guerra Civil le obligó a abandonar pronto sus estudios. En 1950 fue admitido en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, donde inició una formación artística encorsetada en la tradición figurativa, de la que enseguida se desligó para volcarse, a contracorriente en la España de su tiempo, en la pintura abstracta, forma de expresión que no abandonó nunca.

Ya con el título de profesor de Dibujo, en 1954 expuso por primera vez de forma individual en varias galerías de Madrid. Ese mismo año, gracias a una beca, logró establecerse en París, la meca del arte europeo. El influjo de grandes artistas asentados a orillas del Sena y su afán por experimentar estimularon la evolución de su pintura, antes basada en grafismos lineales, hacia su abstracción centrada en la mancha de color, con gruesos empastes de textura táctil.