La Oficina de Correos de Independencia traslada su entrada para finalizar las obras de accesibilidad

Durante cuatro semanas y con motivo de la última fase de las obras para  la eliminación de las barreras arquitectónicas del inmueble.

La entrada de los clientes se traslada a la calle Tomás Castellano 2.
photo_camera La entrada de los clientes se traslada a la calle Tomás Castellano 2.

La oficina principal de Correos de Zaragoza situada en el Paseo Independencia, 33, traslada desde el lunes, 26 de febrero, la entrada de los clientes a la calle Tomás Castellano 2, en la trasera del edificio durante las próximas cuatro semanas para completar la última fase de las obras de accesibilidad que se están realizando. También se traslada el terminal de autoservicio de paquetería, Citypaq. Durante este periodo este dispositivo mantendrá el horario de acceso de la oficina, de 8.30 a 20.30 horas de lunes a viernes.

El acceso provisional permitirá trabajar en el cambio de la puerta principal y realizar las obras necesarias para completar la total accesibilidad al edificio, eliminando los dos escalones que había en el acceso principal y sustituyéndolos por una rampa totalmente accesible. Además, en la reformada entrada también se instalará una espacio 24 horas donde se ubicará un Citypaq de 36 huecos y un cajero automático.

Las obras finalizarán con la instalación de un ascensor de 630 kg adaptado para personas con movilidad reducida desde la planta baja hasta la planta primera donde se atiende al público. Está previsto que las trabajos para dotar de accesibilidad universal al edificio finalicen a lo largo del mes de abril.

El edificio postal fue construido entre los años 1921 y 1926. Es de estilo neomudéjar y el proyecto fue realizado por el arquitecto madrileño Antonio Rubio Marín. Se levantó sobre los porches del Paseo Independencia y en el solar que había estado ocupando hasta 1915 el Teatro Pignatelli. Esta sede casi centenaria tiene fachada a tres calles, la principal a Independencia, la lateral a Santa Engracia y la posterior a la calle Tomás Castellano.