La caseta del Bosque de los Zaragozanos abre sus puertas para apadrinar y regalar un árbol esta Navidad

Todos aquellos lo deseen podrán plantar el árbol personalmente apuntándose a las jornadas de plantación que se desarrollarán a partir de febrero en el vedado de Peñaflor.
photo_camera Todos aquellos lo deseen podrán plantar el árbol personalmente apuntándose a las jornadas de plantación que se desarrollarán a partir de febrero en el vedado de Peñaflor.

La caseta del Bosque de los Zaragozanos abre sus puertas a todos los ciudadanos este viernes, en la plaza de Aragón, para que los zaragozanos puedan conocer en qué consiste el proyecto de reverdimiento de la ciudad y animarlos a colaborar apadrinando un árbol o regalándolo. La consejera de Medio Ambiente y Sostenibilidad, Tatiana Gaudes, ha visitado este pequeño espacio acompañada por el director de Ecología y Desarrollo, Víctor Viñuales.

En la caseta, los ciudadanos podrán apadrinar su árbol de forma muy sencilla con la ayuda del personal del Bosque. Además, podrán escoger qué tipo de árbol desean plantar entre una gran variedad de especies naturales de la ciudad como son el espino negro, la encina, la sabina albar o el pino carrasco. Todos aquellos que decidan participar podrán plantarlo personalmente apuntándose a las jornadas de plantación que se desarrollarán a partir de febrero en el vedado de Peñaflor, en las que se realizarán actividades educativas para conocer mejor el entorno natural.

Gaudes ha asegurado que es toda una experiencia, ya que “no solo haremos una colaboración en la mejora medioambiental de la ciudad, sino que también será una experiencia con nuestros seres queridos en una jornada de plantación en un fin de semana en el que conoceremos nuestro entorno”.

El apadrinamiento se realiza mediante una donación de diez euros por árbol, aunque existe un crowdfunding en el que cada uno podrá aportar el dinero que estime necesario. Viñuales ha animado a regalar un árbol por Navidad porque, de esta manera, “estamos ayudando a mejorar la situación medioambiental del planeta, y por supuesto, de Zaragoza”.

La caseta del Bosque permanecerá abierta desde mañana, 22 de diciembre hasta el próximo 7 de enero en horario de 10.00 a 14.00 horas y de 17.00 a 21.00 horas.

EL BOSQUE DE LOS ZARAGOZANOS

El fin de esta iniciativa es la naturalización de pequeñas zonas urbanas mediante la incorporación de una nueva zona verde y la creación de praderas de flores que conecten espacios verdes. “Es un proyecto que genera un mayor entorno verde en nuestra ciudad, nos crea una perspectiva medioambiental en los más pequeños y una concienciación medioambiental y sobre todo porque es una legado sostenible para toda la ciudad”, ha expresado la consejera.

El proyecto del Bosque de los Zaragozanos, en sus dos primeros años, ha permitido naturalizar 168 hectáreas de terreno con 135.000 árboles y plantas. Además, esta temporada se actuará en otras 75 hectáreas. Peñaflor y La Plana son las dos zonas forestales donde se están llevando a cabo la mayor parte de actuaciones este otoño e invierno, en las que están participando pequeños alumnos de centros educativos de la ciudad.