Así será la reforma del Jardín Botánico: un gran estanque rodeado de canales y plantas medicinales

El Ayuntamiento de Zaragoza actualizará su esencia histórica y se convertirá en un espacio de bienestar con las plantas medicinales y el agua como protagonistas
Jardin-botanico1
photo_camera El estanque actual será sustituido por otro nuevo con canales

Es la joya de la corona del principal pulmón verde de Zaragoza, pero lleva años deteriorándose sin mejoras. El Jardín Botánico se prepara para una reforma integral que tendrá como novedades un nuevo estanque en el centro y canales conectados con agua a lo largo de su perímetro. El objetivo del Ayuntamiento es convertirlo en un espacio de descanso y refugio frente al calor. Los trabajos comenzarán en el último trimestre del año para que esté listo en el verano de 2025. Para ello será necesario cerrarlo.

Situado en el corazón del Parque Grande José Antonio Labordeta, el Jardín Botánico afronta una reforma que actualizará su esencia histórica y se convertirá en un espacio de bienestar con las plantas y el agua como protagonistas. Con una inversión de 1,6 millones de euros, el agua circulará por sus canales que partirán del nuevo estanque recorriendo las cientos de especies de plantas medicinales y aromáticas.

La alcaldesa de Zaragoza, Natalia Chueca, ha destacado que quiere recuperar y reforzar la tradición que ha habido en Zaragoza de uso y estudio de las plantas medicinales. Chueca ha resaltado que la ciudad se ha reencontrado con sus parques, que son espacios de salud, de convivencia, de deporte y de relajación.

“La reforma del Jardín Botánico es una pieza más, muy importante, dentro del impulso que este Gobierno viene dando desde la anterior legislatura a la gestión de estos espacios y en conjunto a toda la Infraestructura Verde”, ha sostenido.

También se restaurarán los bancos históricos de piedra y cerámica y se cerámica y se crearán itinerarios accesibles. La responsable de Medio Ambiente, Tatiana Gaudes, ha agradecido la labor del Colegio de Farmacéuticos por su colaboración con las plantas medicinales.

Durante la presentación de la reforma del Jardín Botánico, la alcaldesa ha confirmado que habrá una nueva edición del Festival Zaragoza Florece, que se celebrará del 23 al 26 de mayo.

LAS PLANTAS MEDICINALES Y AROMÁTICAS SERÁN EL HILO CONDUCTOR

Jardin-botanico2
La alcaldesa de Zaragoza, Natalia Chueca, anuncia más de 50 especies de plantas medicinales

El nuevo jardín incorporará diferentes colecciones de plantas en espacios estratégicos, como los accesos, los cruces de caminos o acompañando a los canales de agua, en los que las plantas medicinales y aromáticas serán el hilo conductor, incorporando nuevas y potenciando las existentes. Para ello el servicio de Parques, Jardines e Infraestructura Verde está trabajando de la mano con el Colegio de Farmacéuticos de Zaragoza.

Todo ello contribuirá a diversificar la vegetación y crear estructuras de refugio para la fauna, mejorando la biodiversidad y ayudando a mantener el ecosistema sin enfermedades ni plagas. Esta diversificación se ha diseñado además para poner en valor el importante arbolado que existe en el jardín.

La reforma supondrá una inversión de 1,6 millones de euros. Con ella se potenciará la red de caminos para pasear entre las plantas dando un importante impulso a la accesibilidad. Se modificarán los recorridos secundarios para mejorar la conectividad entre espacios, los canales podrán cruzarse al mismo nivel del camino y se crearán itinerarios con pavimento podotáctil.

El agua será, junto a las plantas, el otro elemento que vertebrará el nuevo Jardín Botánico y lo convertirá en un espacio de bienestar y refugio climático. El objetivo es proporcionar confort climático, sobre todo en épocas de calor extremo, gracias a la cobertura arbórea y los cursos de agua. Para ello se reconstruirán el estanque y los canales, por los que se prevé que la circulación del agua sea constante y mucho más eficiente.

El nuevo estanque, por su parte, tendrá una bancada perimetral, incorporará plantas acuáticas y actuará como aljibe para distribuir el agua para el riego.

Su entorno se convertirá en una especie de ágora donde descansar o realizar actividades y en ella se instalarán los bancos históricos de piedra y cerámica, que van a ser restaurados por el servicio de Cultura. Para preservar el carácter histórico del espacio, el nuevo mobiliario también tendrá una estética más clásica. La iluminación también se renueva para poner en valor todo el jardín y dotarle de mayor seguridad, incorporando alumbrado ornamental tanto en el interior del estanque como en los canales.