Teruel guarda el pañuelo del Torico a ritmo de charanga hasta el año que viene

Fiestas de la Vaquilla
photo_camera Tras la retirada del pañuelo se hizo un minuto de silencio por el chico fallecido

El "Qué bonita es la amapola" sonando a todo volumen con las charangas al unísono. El Torico, en lo alto. Los peñistas, vecinos y forasteros, dándolo todo entre choques de vasos de plástico, abrazos y jolgorio. Las ganas de fiesta, por las nubes. Cualquiera diría que Teruel vivía este lunes, de nuevo, el inicio de sus días grandes en una plaza del Torico abarrotadísima. Pero lo que hacían era despedirlos. Cientos de personas tomaron el centro de la ciudad esperando con emoción, y un poco de pena, la retirada de ese pañuelo que con tantas ganas se colocaba en el cuello del Torico hace apenas cinco días como pistoletazo de salida de las Fiestas de la Vaquilla. La encargada de quitárselo fue Patricia Nácher, de la peña Los Bohemios, vitoreada y animada por una plaza hasta los topes. Después, el "pañuelico" fue entregado a una emocionada Emma Buj que, como alcaldesa de la localidad, lo guardaría a buen recaudo hasta el año que viene.

Así llegaban a su fin cuatro días de verbenas, conciertos, charangas, actividades infantiles y tradición que llenaron las calles de fiesta y jolgorio. Mientras la puesta y retirada del pañuelo al Torico hacía vibrar a los turolenses, la vaquilla ensogada infantil (recuperada este año) llenaba las calles de abuelos y nietos disfrutando de la tradición y la Salve en el Ayuntamiento y la merienda de los regañaos hacía las delicias de más de uno. Los toros ensogados, los parques de hinchables para los más pequeños, los espectáculos pirotécnicos y los conciertos han sido otros de los grandes reclamos.

Hoy todavía con la resaca emocional, y un poco de la otra, llegaba el momento de hacer balance por parte de la alcaldesa de la localidad, Emma Buj, y del concejal de Fiestas, Eduardo Suárez. "Las fiestas han transcurrido en todo lo que tiene que ver con la Vaquilla con total normalidad, con mucha alegría y afluencia masiva, tanto de turolenses como de visitantes", ha explicado. Asimismo, ambos han lamentado el fallecimiento del joven de 29 años, natural de La Iglesuela del Cid. De hecho, tras la retirada del pañuelo se hizo un minuto de silencio en su memoria. "Es algo que siempre llevas en el corazón, que ha pasado estos días en unas circunstancias que se están investigando, que no están vinculadas propiamente a lo que es la fiesta en sí", aseguraba la alcaldesa.

AMPLIO OPERATIVO DE LIMPIEZA

Además de la diversión y el jolgorio, el fin de una noche de fiesta llevaba consigo la acumulación de basura, sobre todo vasos de plástico y botellas en la mayoría de los rincones de la localidad. Por eso, desde el Ayuntamiento también han destacado al servicio de limpieza que cada mañana trabajaba para dejar la ciudad impoluta.

Un total de 120 toneladas se recogieron durante este último fin de semana. El concejal de Limpieza Viaria, Jesús Artigot, hacía un balance positivo del trabajo realizado. "Cada día han hecho su cometido, primero limpiando el centro y luego extendiéndolo hacia otros lugares”. Ha destacado que este año se han ampliado los trabajos añadiendo el jueves y el viernes de esta semana, de manera que un equipo se quedará en la ciudad “ayudando a que la limpieza sea más exhaustiva y junto con las brigadas del Ayuntamiento, que se están encargando de restablecer el mobiliario urbano y haciendo su labor diaria, trataremos de que lo antes posible se recupere la normalidad en la ciudad”.

El concejal ha hecho un llamamiento a la ciudadanía afirmando que “ensuciamos demasiado, porque la clave no está tanto en limpiar, que hay que hacerlo, pero también hay que ensuciar menos, porque se sigue tirando mucha basura al suelo cuando a pocos metros hay contenedores, y eso va en perjuicio de todos y en perjuicio de la fiesta”.

Artigot considera que el notable aumento de la basura recogida este año respecto al año anterior se debe, fundamentalmente, al incremento de visitantes en las fiestas. “Es difícil saber cuánta, pero ha habido mucha más gente y la verdad es que hemos generado demasiada basura, que se ha recogido, pero estas son las cifras que nos facilita la empresa”, ha finalizado.