El proyecto turolense Re-viviendo es el ganador nacional del Desafío Ashoka Changemakers

El proyecto turolense Re-viviendo, que busca dar respuesta al problema de falta de viviendas en el medio rural, ha sido el ganador del Desafío Ashoka Changemakers
Ashoka
photo_camera Re-viviendo ha sido el ganador del Desafío Ashoka Changemakers, Amable Acces ha ganado el segundo premio y Monsegur el tercero

El proyecto turolense Re-viviendo, que busca dar respuesta al problema de falta de viviendas en el medio rural, ha sido el ganador del Desafío Ashoka Changemakers: Soluciones innovadoras en sostenibilidad y generación de empleo, un programa nacional impulsado por Ashoka España en colaboración con IKEA, que apoya a iniciativas de emprendimiento social y que va a dotar al ganador con 10.000 euros.

Re-viviendo es una iniciativa creada por Cecilia Falo, de Torralba de los Sisones, en Teruel, y Pablo Furgiuele, riojano afincado en Teruel, que surgió a partir de la idea de que un 61% de los jóvenes que piensan trasladar su residencia al mundo rural se encuentran con casas cerradas no disponibles.

La iniciativa se enfoca en resolver las barreras de cada casa cerrada con mediación para co-propietarios e integrando a las personas que van a vivir al pueblo. Asimismo, miden los resultados de su iniciativa, potenciando el impacto social y medioambiental de reutilizar y re-vivir esas casas. Así, intervienen en municipios con necesidad de vivienda urgente y realizan un taller sobre el porqué de las casas vacías.

El segundo premio, de 5.000 euros, ha recaído en el extremeño Jesús Sosa, por su proyecto Amable Acces, una iniciativa de turismo sostenible. La barcelonesa Monserrat Reyes se ha llevado el tercer premio, también de 5.000 euros, por Monsegur, una correduría de seguros inclusiva que quiere erradicar la discriminación ejercida en el ámbito de las compañías de seguros hacia los colectivos con diversidad.

Los criterios de selección de los ganadores han dependido de, según la directora general de Ashoka España, Irene Milleiro, “su potencial de escalar, si tienen el equipo adecuado para llevar el proyecto a cabo adelante, el impacto que tienen en la sostenibilidad y el potencial de impacto social que podrían conseguir, si creciesen.”

Ashoka
Diez proyectos sociales han recibido formación y apoyo de una treintena de mentores durante cinco meses, gracias al Plan Allen de Ikea

ARAGÓN, TIERRA DE EMPRENDIMIENTO

El evento, realizado en el World Trade Center, cierra la Semana del Emprendimiento en Aragón, convirtiendo a Aragón en el epicentro del emprendimiento social en España. Milleiro ha asegurado que “hemos escogido Aragón porque hay mucho espíritu de emprendimiento aquí. De las diez finalistas, dos son de este territorio. Por ello, nos parecía un territorio muy importante donde la innovación y el emprendimiento se unen”.

El Desafío Ashoka Changemakers es un programa de acompañamiento en el que los emprendedores de diez proyectos sociales han recibido formación y apoyo de una treintena de mentores durante cinco meses, gracias al Plan Allen de Ikea, un plan dotado con 10 millones de euros que se desarrolla desde el pasado el 2022 hasta el 2025, y que, según la project leader del Plan Allen de Ikea, Laura Escalante, “pretende ser el legado que la compañía quiere dejar tras la pandemia en nuestro país, porque queremos apoyar la recuperación económica y social del país, fomentando la creación de empleo y la riqueza sostenible”.

Tanto Milleiro como Escalante han señalado su satisfacción por esta colaboración y han animado a participantes del programa y asistentes a generar más conexiones y colaboraciones para afrontar los retos actuales y futuros.