La Guardia Civil de Montaña rescata a seis personas en territorio oscense el fin de semana

El sábado, la Guardia Civil llevó a cabo un rescate junto a otros montañeros, que permitió auxiliar a cuadro personas en Vadiello
photo_camera El sábado, la Guardia Civil llevó a cabo un rescate junto a otros montañeros, que permitió auxiliar a cuadro personas en Vadiello

La Guardia Civil de Montaña de Huesca saldó este sábado con hasta cinco rescates en el Pirineo y otros puntos de la provincia, aunque sin lamentar daños mayores. El primero tuvo lugar pasado el mediodía, otro por la tarde y la siguiente operación, con hasta cuatro personas auxiliadas, sucedió por la tarde.

Así, en torno a las 14.00 del sábado, 28 de octubre, el Greim de Benasque recibió el aviso de un hombre de 51 años y vecino de Huesca, que se encontraba en el afluente oriental de la Aigüeta de Barbaruens (Benasque). Al parecer, estaba cazando junto a otras dos personas cuando se accidentó. Hasta el lugar se dirigió la Unidad Aérea de la Guardia Civil con un médico del 061. Tras llegar el personal del Greim, uno de los agentes fue trasladado hasta el lugar donde se encontraba el herido. Este tuvo que ser evacuado mediante una grúa hasta el helicóptero, que a su vez lo llevó hasta Castejón de Sos.

RESCATE CONJUNTO

Sobre las 17.00, un barranquista quedó colgado en mitad del descenso de un barranco en Vadiello. Hasta el lugar se dirigió un helicóptero de la Benemérita y otros dos montañeros especialistas, encontrando a una de ellas colgada de una cuerda y con los pies en medio de un canal con agua fría. La dificultad de la maniobra, según explican, era cortar la cuerda sin desprenderla de su atadura y que pudiera caer. Una vez evacuada, esta mujer presentó síntomas de hipotermia.

Por su parte, los dos especialistas en montaña fueron llevados a lo alto del barranco para evacuar a las otras tres personas y facilitar su traslado al Hospital San Jorge. Un camino que se tuvo que realizar a pie, ya de noche. Los rescatados son dos mujeres de 50 y 51 años, y dos hombres de 51 y 53, todos ellos de Valencia.