Intervenidos 300 kilos de muérdago ilegal en una furgoneta en Pina de Ebro

Muérdago
photo_camera El muérdago iba a venderse en la campaña navideña. Foto: Guardia Civil

La Guardia Civil ha intervenido 300 kilos de muérdago que se transportaban en el interior de una furgoneta en el termino municipal de Pina de Ebro. Este había sido recolectado entre Zaragoza y Tudela sin ningún tipo de autorización y su destino era la comercialización en la campaña navideña.

Esta intervención se produjo cuando agentes de seguridad ciudadana, que prestaban servicio por el área de descanso ubicada en la AP-2, del término municipal de Pina en prevención de hechos delictivos, observaron una furgoneta estacionada, ocupada por dos personas, que les resultó sospechosa, por lo que procedieron a su identificación.

Durante la inspección del vehículo se verificó que la parte trasera destinada a la carga estaba ocupada, en su totalidad, por cajas llenas de muérdago (Viscum álbum), siendo esta una especie silvestre protegida, cuya recolección está totalmente prohibida.

Ante estos hechos los agentes solicitaron a los ocupantes si disponían de algún tipo de documentación que amparase esta recogida, comprobando que carecían de dichas autorizaciones, comunicando estas personas que lo habían recolectado en una zona sin determinar ubicada entre Zaragoza y Tudela y que tenía como destino su comercialización con motivo de la campaña navideña.

Por todo ello la Guardia Civil procedió a confeccionar las correspondientes denuncias tanto a la Ley de Montes de Aragón, por realizar un aprovechamiento forestal sin autorización, como a la Ley 42/2007 del Patrimonio y la Biodiversidad, por la posesión de los 300 kilos de muérdago que fueron intervenidos.

Se recuerda, especialmente en esta época del año, que especies silvestres como el acebo, musgo o muérdago, están protegidas y no pueden recolectarse de su medio natural. Existen otras alternativas a estas plantas naturales destinadas a la ornamentación de nuestros hogares, tales como su adquisición en establecimientos autorizados (viveros) o la compra de su réplica artificial.