Desmantelan una prueba ilegal de enduro organizada por holandeses en el monte de Alfajarín

photo_camera Se trataba de un grupo de holandeses que habían organizado su propia prueba en un lugar ilegal

La Guardia Civil detectó el pasado viernes, 3 de mayo, una ruta ilegal de motocicletas de enduro que se estaba celebrando por los senderos del monte de Alfajarín. Se trataba de un grupo de holandeses que habían montado incluso su propio "paddock", con una organización propia de una prueba oficial, en un paraje protegido con especies protegidas como el cernícalo o el quebrantahuesos.

Agentes del Seprona de la Guardia Civil de Casetas, junto con especialistas del Destacamento de Tráfico de Alfajarín, que se encontraban prestando servicio por el término municipal de esta última localidad, observaron cómo varias motocicletas tipo “enduro”, se hallaban descendiendo y ascendiendo por senderos no habilitados, en la zona de montes del entorno del Castillo Cornell.

Por tal motivo los especialistas de Seprona procedieron a la identificación de los participantes, de origen holandés, a los que se les informó que la circulación por senderos se considera “circulación offRoad”, la cual está prohibida por la legislación vigente en materia de montes de esta Comunidad Autónoma.

masdetenidosenduro
Los organizadores habían montado su propio "paddock" en Alfajarín 

La zona donde fueron detectados se halla protegida por distintas figuras legales medioambientales: PORN Zona esteparia de Monegros Sur, ZEPA y LIC Montes de Alfajarín y Saso de Osera y sendos Planes de Protección de Especies Amenazadas como el Quebrantahuesos (Gypeatus barbatus) o el Cernícalo Primilla (Faclo Naumanni).

Por todo ello se procedió a interrumpir el desarrollo de esta ruta y acto seguido la Guardia Civil se trasladó hasta el término municipal de La Puebla de Alfindén, donde se localizó, en los exteriores de un establecimiento hotelero una especie de “paddock” para dar cobertura a los participantes de la prueba. Dicho paddock se había establecido por la empresa organizadora y contaba con toda clase de asistencia relacionada con las motocicletas, reparación, mantenimiento, transporte, etc. Por este motivo se informó al organizador de esta prueba que este tipo de eventos requieren autorización previa y, en ningún caso pueden utilizar senderos, caminos o pistas, y especialmente en lugares protegidos por su alto valor ecológico.

A los participantes y organizador de la ruta se les impuso infracción grave a la Ley de Montes de Aragón, por la realización de recorridos organizados con vehículos a motor sin la correspondiente autorización administrativa, además de poder incurrir en otras infracciones en materia de Turismo, por la prestación de servicios turísticos que pongan en peligro el medio ambiente. De todo ello, el Seprona ha dado oportuna cuenta a la autoridad competente.

Dichas conductas, además de estar estrictamente prohibidas por la normativa vigente, producen serios daños al ecosistema estepario, por los graves daños erosivos que causan, con la consiguiente degradación de la cubierta vegetal. El tránsito de motocicletas de este tipo por dichos lugares provoca la destrucción directa del hábitat de reproducción y de nidos, de aquellas especies que anidan en el suelo en esta época.