La yaya más famosa de España, Teresa “la Pelaya”, se emociona con Zaragoza y la Virgen del Pilar

A sus 92 años, Teresa "la Pelaya" disfruta de su vida en familia mientras comparte su día a día en redes sociales
Teresa La Pelaya influencer Intagram Tik Tok yaya abuela
photo_camera @teresalapelaya visitará las luces de Navidad de Zaragoza en taxi

Nerviosica y con mucha alegría. Así es como ha llegado a Zaragoza Teresa “la Pelaya”, una mujer muy natural y campechana, reconocida por muchos por ser la yaya más famosa de España o la abuela de Tik Tok. Y es que a sus 92 años Teresa disfruta de su vida en familia mientras comparte su día a día en redes sociales, algo que a muchos de sus seguidores les ha robado el corazón.

Sin embargo, bien se podría decir que el amor de Teresa tenía este miércoles una única protagonista: la Virgen del Pilar. “No he dormido en toda la noche de pensar que venía a verla”, ha dicho emocionada tocándose en el pecho. La visita de esta auténtica influencer a la capital aragonesa no es casualidad. Ha viajado desde Soria, lugar en el que reside habitualmente, para ver las luces de Navidad gracias a la conocida Caravana Verde. Con esta iniciativa, taxistas de la ciudad se ofrecen de manera voluntaria a llevar en sus vehículos a personas mayores residentes en los centros de convivencia para que vivan la Navidad como se merece.

Este año ella será una de las afortunadas que realicen el recorrido. A sus acompañantes, otros pasajeros de esos taxis, ya ha avisado, les dará un abrazo, pero también les dirá “lo que hay que decirles”, ha comentado entre risas, para seguir disfrutando de la vida. “Quiero que gocen conmigo y que se alegren, que eso es lo que queremos, alegría”, ha insistido.

PASIÓN POR ARAGÓN

“La Pelaya” no ha dudado en mostrar su amor por Aragón desde que ha bajado del taxi que la ha acercado hasta una plaza del Pilar en la que unos cuantos seguidores no se han podido resistir a pedirle un selfie. Ante ellos ha reconocido que le encantan las jotas y las fiestas y que siempre ve en la televisión la Ofrenda de Flores. De hecho, tanta ha sido su emoción que la consejera de Políticas Sociales del Ayuntamiento de Zaragoza, Marián Orós, le ha invitado a venirse a vivir a Zaragoza.

En esta ocasión sí, Teresa ha saltado rápido. “Mira, yo es que tengo a mis nietas, a mi yerno y a mi hija. Hay algunos que no pueden venir, pero los quiero igual. Ahora, los que están conmigo son otra alegría. Están conmigo y me dan vida”, ha reconocido. Ahora bien, el mejor de los piropos ha sido para su yerno. Con un gesto divertido le ha dicho “¡el whisky, el chupito, el calimocho!”, le ha gritado. Y es que esta abuela es tan famosa con sus casi 800 mil seguidores en Tik Tok por sus repentinas e inesperadas reacciones.

Tanta es su vitalidad que, reconoce, su último deseo por cumplir es poder montar en avión, algo que a su marido, cuenta, siempre le dio mucho respeto. Lo que seguro hace por ahora es disfrutar en Zaragoza de una Navidad de película con unas calles iluminadas para la ocasión.