Descubre a quién tienes que felicitar hoy con el santoral de este 3 de julio 

El santoral católico de hoy, domingo 2 de julio, recuerda a San Carlos Lwanga y sus compañeros y a Santa Cleotiolde
santoral 3 julio
photo_camera El 3 de julio, se recuerda a los mártires de Uganda, encabezados por San Carlos Lwanga y sus compañeros y a Santa Cleotilde

El santoral católico recuerda hoy, lunes 3 de julio, a los mártires de Uganda, encabezados por San Carlos Lwanga y sus compañeros. Estos valientes santos fueron parte de un grupo de jóvenes conversos al cristianismo que vivieron en el siglo XIX. A pesar de la intensa persecución y los intentos de suprimir la fe cristiana por parte del rey Mwanga II de Buganda, San Carlos Lwanga y sus compañeros se mantuvieron firmes en su fe y se negaron a renunciar a ella. Fueron martirizados entre los años 1885 y 1887 por su lealtad a Cristo.

Este 3 de julio, el santoral también homenajea a Santa Cleotilde, reina de los Francos. Cleotilde fue una reina de gran influencia y poder en el siglo VI. Nacida en la región de Borgoña, en Francia, se casó con el rey Clodoveo I, quien se convirtió al cristianismo gracias a la influencia de su esposa. Cleotilde fue una ferviente defensora de la fe católica y trabajó incansablemente para convertir a su esposo y a su pueblo al cristianismo.

A lo largo de su vida, Santa Cleotilde demostró una profunda devoción a Dios y se dedicó a promover la expansión del cristianismo en el reino franco. Fue conocida por su generosidad y su amor por los pobres, y fundó monasterios y hospitales para ayudar a los necesitados. Cleotilde también ejerció una influencia significativa en la política de su tiempo y se convirtió en una figura destacada en la historia religiosa y política de Francia.

Santa Cleotilde es recordada como una mujer virtuosa y piadosa, cuya fe y liderazgo dejaron una huella duradera en la historia de la Iglesia. Su legado perdura como un testimonio de la importancia de la fe en la vida de los gobernantes y como un ejemplo de devoción y servicio a Dios y a los demás.

¿POR QUÉ SE CELEBRAN LOS SANTOS?

La onomástica es una forma de reconocer y honrar sus logros espirituales y de buscar su guía e inspiración en nuestras propias vidas. Se venera a los santos como líderes espirituales o figuras que han alcanzado un alto nivel de santidad y han vivido su vida al servicio de Dios o de una religión concreta.

Muchos santos tienen un día especial dedicado a ellos, que celebran los fieles de todo el mundo. Para ello, en cada cultura se celebran diferentes ceremonias religiosas, leyendo sus enseñanzas o visitando lugares sagrados asociados a ellos.