CAI destinará más de diez millones de euros a su Obra Social en 2012

Caja Inmaculada destinará algo más de diez millones de euros a su Obra Social durante este ejercicio. Una aportación que fue aprobada por la Asamblea General de la entidad, que se celebró este martes. La lucha contra la pobreza y el impulso de la inserción social serán los principales ejes de trabajo.

Zaragoza.- La Asamblea General de Caja Inmaculada ha aprobado el presupuesto de la Obra Social y Cultural para 2012, que supera los 10 millones de euros y dará prioridad a los programas y actividades de asistencia social. El objetivo es seguir apoyando durante este ejercicio a las personas y grupos sociales más castigados por la crisis para evitar situaciones de desigualdad, marginación e injusticia, según ha explicado el presidente de Caja Inmaculada, Juan María Pemán.

"Los mayores esfuerzos -ha dicho- continuarán centrándose en los programas de lucha contra la pobreza, de apoyo a la inserción laboral y de atención a las necesidades básicas de la población que más ayuda requiere y que no siempre la tiene al alcance de la mano".

También se dedicarán recursos a otras áreas de interés social como la formación, la investigación, la cultura o el deporte. En esta sesión, el presidente de CAI y vicepresidente 1º del Banco Grupo Caja3, Juan María Pemán, y el consejero delegado del grupo, Luis Miguel Carrasco, han expuesto los datos más destacados de la actividad financiera durante el año pasado.

Ambos han explicado que los resultados fueron satisfactorios a pesar del entorno económico y financiero tan adverso. Igualmente, se han referido especialmente al proyecto de fusión con Ibercaja Banco. Juan María Pemán ha manifestado que este proceso "constituye una excelente opción para las Cajas integrantes de Caja3 e Ibercaja, en la medida en que crea una entidad financiera de particular solidez en cuanto a sus condiciones de solvencia, liquidez y rentabilidad, con un posicionamiento envidiable en el conjunto del sistema financiero español".

"Por otro lado –ha subrayado- nos permite mantener la continuidad de las Cajas y, en particular, la continuidad de las marcas correspondientes, de gran valor en los territorios respectivos, creando también un horizonte de sostenibilidad para las Obras Sociales de las cuatro Cajas”.

Obra Social y Cultural

En 2012, la Obra Social de Caja Inmaculada gestionará un presupuesto total de 10.139.000 euros, correspondiente en parte a la dotación anual procedente del beneficio obtenido en 2011 por el Banco Grupo Caja3. Este importe es muy similar al del ejercicio 2011, que fue de 10,9 millones de euros, lo que "indica la vocación social y el gran esfuerzo que CAI está realizando en la actual situación de crisis profunda que afecta a Europa y, en concreto, a algunos países de la Eurozona como España".

Por áreas, el presupuesto ordinario se distribuye de la siguiente forma: asistencia social, 42%; cultura, 25%; enseñanza, 15%; deporte y tiempo libre, 6%, investigación e innovación, 5%; patrimonio histórico-artístico, 5%; y medio ambiente, 1%. Las actividades en colaboración con otras entidades y organizaciones sociales siguen siendo prioritarias en el conjunto de la Obra Social y Cultural (75%) y el 25% restante corresponde a actividades propias.