La afición del Huesca, entre los gritos contra la directiva y el apoyo a los jugadores

Un sector de la afición de la Sociedad Deportiva Huesca gritó contra la directiva del club
Jugadores del Huesca van hacia la grada
photo_camera Una parte de la afición cantó contra la directiva, pero otra mostró su apoyo. Foto: LaLiga

Un sector de la afición de la Sociedad Deportiva Huesca gritó contra la directiva del club tras el estreno en casa ante el Club Deportivo Tenerife. Los oscenses cayeron por la debilidad de la defensa, con dos fallos graves que costaron dos goles y que pudieron terminar siendo más. Tampoco ayudó la escasa aportación arriba, que provocó que los de Ziganda se fueran sin ver puerta. Y fue al final, con el 0-2 en el primer partido en casa, cuando se escucharon los gritos de “directiva dimisión”.

El cuadro altoaragonés también subió un vídeo a sus redes sociales donde se veía otro sector de la grada dando apoyo a sus jugadores. Estos se acercaron a la Grada FSSR (Fieles Siempre Sin Reblar) a sentir el calor de los suyos y fueron bien recibidos. Por lo tanto, aunque una parte mostrase su disconformidad, otra también hizo lo propio con su apoyo.

Lo cierto es que, hace unos años, que la Sociedad Deportiva Huesca se encontrase en el fútbol profesional era algo impensable. Ni que decir tiene dos ascensos a la máxima categoría con sus dos respectivas temporadas jugando contra equipos como el Real Madrid. Los altoaragoneses ni siquiera han sido habituales históricamente en Segunda B. Y prueba de ello es que su récord histórico de temporadas en la categoría de bronce es de siete, entre la 1977/78 y la 1983/84.

NUEVE TEMPORADAS PROFESIONALES

En esta tesitura, que el conjunto oscense afronte su novena campaña consecutiva en el fútbol profesional es de un mérito impecable. Y más teniendo en cuenta que dos de esas campañas han sido en Primera, algo que nadie hubiese creído desde su fundación hasta hace apenas cinco años. El Huesca consiguió salir del barro habitual de la Tercera División, y contar con un equipo profesional lo firmaría cualquier localidad de características similares.

Lo que ahora puede salvar a la Sociedad Deportiva Huesca es la unión de sus jugadores con la afición y el club. Y ser conscientes de que, para seguir soñando con un equipo profesional, hay que asumir la dificultad del camino. La práctica totalidad de los equipos que se han desempeñado históricamente en los campos de fútbol regionales se han quedado allí. A partir de ahí, la unión hará la fuerza en una Sociedad Deportiva Huesca que apenas ha disputado dos partidos en su carrera por la permanencia.