El Huesca tropieza por la mínima en la primera prueba ante Osasuna (1-0)

El Huesca cae por un gol a cero ante Osasuna en el primer amistoso
photo_camera Los azulgranas estrenan la pretemporada con una derrota. Foto: CA Osasuna.

El equipo altoaragonés ha iniciado su pretemporada tras caer por uno a cero frente al Club Atlético Osasuna en Lerín. Los de Cuco Ziganda han mostrado su mejor versión en la primera parte, pero no han conseguido materializar sus ocasiones. En la segunda mitad, Osasuna llevaría la batuta del partido ante un Huesca menos participativo. El equipo de Jagoba Arrasate ha logrado imponerse por la mínima al conjunto azulgrana, que continuará preparándose para el inicio de temporada.

En la alineación inicial, Juan Pérez se estrenaría en la portería azulgrana. No sería la única novedad, ya que Ziganda saldría con un 5-3-2, poco habitual por lo visto en la temporada pasada. Combinó a jugadores más habituales como Marc Mateu, Rubén Pulido, Jeremy Blasco, Juanjo Nieto, Óscar Sielva, Lombardo y Escriche, con los canteranos, Hugo Anglada, Manu Rico y Rafa Tresaco. 

En los primeros minutos del encuentro, el conjunto oscense llegaba con más facilidad al área rival. Antes de llegar al minuto tres del choque, crearía la primera ocasión tras un buen desmarque de Escriche, que asistía a Tresaco para marcar a placer, pero el tanto fue invalidado por fuera de juego. Osasuna no tardaba en reaccionar al dominio visitante. Un error de Yeremy Blasco en la salida de balón, dejó a Chimy Ávila solo en el área pequeña, y estuvo muy cerca de adelantar a los suyos. El Huesca estaba bien plantado en el terreno de juego, aunque el mayor peligro lo estaba creando el Chimy, que volvió a probar suerte con un zurdazo, pero su tiro salió repelido por el palo derecho de Juan Pérez.

Cumplidos los veinte minutos, el partido se igualó con dominio alterno. El Huesca tuvo la segunda ocasión más clara. Rafa Tresaco tiraba de calidad y realizaba una ruleta, consiguiendo zafarse del defensor rojillo, y estuvo cerca de batir a Sergio Herrera. Antes del descanso, el equipo azulgrana adelantaba la presión para intentar estrenar el marcador, pero sin fortuna. Osasuna golpearía último con un disparo de Iñigo Muñoz, pero el guardameta oscense realizó una buena intervención para evitar el primer tanto local. La primera parte terminaría con empate a cero, y los de Ziganda demostraron estar a la altura, compitiendo de tú a tú frente a un rival de categoría superior.

SEGUNDA PARTE

Tras pasar por vestuarios, la S.D. Huesca cambió el once, salvo Anglada, pero mantuvo el mismo esquema que en los primeros 45 minutos. El regreso a la portería azulgrana de Álvaro Fernández. La última incorporación, Loureiro, formaría la defensa con Anglada y Jorge Pulido. En los carriles estarían Gerard Valentín y Vilarrasa. En el centro de campo, el otro fichaje, Iker Kortajarena, con David García. Las bandas para Soko y Joaquín, y el nueve de referencia sería José Ángel Carrillo. Por su parte, el conjunto navarro también optaba por renovar toda su alineación para la segunda mitad.

En los primeros compases, Osasuna salió al terreno de juego con una marcha más. A pesar del dominio local, en el minuto 50, el Huesca tendría una oportunidad a balón parado. Una buena falta botada por Vilarrasa al segundo palo, que Kortajarena remataba de cabeza, pero el balón se marchaba por encima de la portería. Los navarros continuaban llevando la iniciativa, aprovechando el repliegue defensivo altoaragonés. En el 63, después de un centro sin aparente peligro, Álvaro Fernández efectuaba una mala salida y dejaba el balón muerto para que José Arnaiz pusiera el uno a cero.

La manija la seguía llevando el conjunto rojillo, sin apenas presencia del Huesca, que contragolpeaba a cuenta gotas. Además, Miguel Loureiro se marchó del terreno de juego por precaución y salía en su lugar Diego Espinosa. En el minuto 73, Soko tendría la acción más destacada tras fabricarse una tijera con un potente disparo, que finalizaría en el larguero. En los últimos quince minutos, los azulgranas buscaban el gol del empate, aunque no lograban conectar con los jugadores ofensivos. Finalmente, Osasuna ganaría el encuentro después de mostrar su superioridad en la segunda mitad