DEPORTIVO ARAGÓN 2 - 1 PONTEVEDRA CF

Un sueño muy vivo para el Deportivo Aragón

El filial del Real Zaragoza defenderá su ventaja en el encuentro de vuelta de los playoffs en Pontevedra
El Deportivo Aragón disputa el primer duelo de playoffs. Foto: Real Zaragoza.
photo_camera El Deportivo Aragón disputa el primer duelo de playoffs. Foto: Real Zaragoza.

Cualquier calificativo se queda corto para el filial del Real Zaragoza. La cantera siempre ha sido el orgullo del club y en días como hoy quedaba más reflejado todavía. El Deportivo Aragón ha dado la sorpresa y ha superado las expectativas en un partido tan exigente como especial. La mística de La Romareda ha acompañado a los chavales de Emilio Larraz que han logrado vencer al Pontevedra en el primer asalto de los playoff de ascenso a Primera RFEF y viajarán a Galicia con el sueño intacto. No era favorito, ni mucho menos, pero el corazón y la fe, además de una Romareda entregada, han sido esenciales para remontar el resultado adverso al descanso. La semana que viene, el desenlace de la eliminatoria.

La ilusión se instauraba en la cantera zaragocista con la meritoria clasificación al playoff de ascenso a Primera RFEF. El equipo de Emilio Larraz ha firmado una temporada extraordinaria terminando en una quinta posición (grupo 2) que le daba la posibilidad de disputar la primera eliminatoria ante el segundo clasificado de otro grupo. Finalmente, se encontraría con el Pontevedra, uno de los equipos con más historia y potencial de la categoría, que llegaba como favorito y cuyo único objetivo es el ascenso. Por su parte, para los blanquillos disputar esta cita era un preciado regalo al que no iban a renunciar, aunque lo primordial era disfrutar de la oportunidad y del escenario.

Como el mayor reto del curso lo definía Emilio Larraz en la previa. Un adversario de magnitud y un filial lastrado por las bajas provocadas por las lesiones y las necesidades del primer equipo (Cuenca, Terrer, el habitual Liso, etc,). Así pues, el once, que para el técnico “salía solo” lo formaban: Acín, Juan Sebastián, Jay, Hugo Barrachina, Reda, Pablo Cortés, Vaquero, Vacas, Pau Sans, Chema y Aitor Mañas.

El apoyo de una Romareda que acudía a la llamada del filial en una mañana agradable servía a los jóvenes zaragocistas a llevar el primer impulso del duelo. No salía tímido el Deportivo Aragón, a pesar del rival que tenía delante, y en los primeros cinco minutos se acercaba a la meta guardada por Edu Sousa, principalmente por la banda derecha con Chema y Juan Sebastián. Sin embargo, con el paso de los minutos, el Pontevedra iba ganando terreno y comenzaba a dominar la posesión. Hacían daño las incursiones de Chiqui, que llevaba el mayor peligro de los visitantes. No obstante, en este trabajo defensivo, ante los repetidos intentos, estaba atento Juan Sebastián.

El Pontevedra encerraba atrás a los de Larraz, aunque lo hacía sin ocasiones claras, al menos no entre los tres palos. En el 21’ probaba Charly con un disparo alto desde la frontal del área, y el 27’ señalaba el electrónico del Municipal cuando Dalisson de Almeida firmaba un auténtico golazo. El extremo controlaba y se iba de la defensa zaragocista para plantarse dentro del área y definir con la zurda por la escuadra de Acín. 0-1.

Un grupo que nunca se rinde no lo iba a hacer en ese momento. Los pontevedreses seguían llevando el peso de la posesión, pero sin apenas peligro. De hecho, era el Deportivo Aragón el que en los últimos minutos protagonizaba un arreón para tratar de igualar la contienda. Lo hacía con un cabezazo al lateral de la red de Pau Sans en el 40’ o con otra acción con la testa de Mañas que atajaba con las manos el guardameta visitante.

Con la derrota por la mínima se llegaba al descanso de un encuentro en el que la grada también era protagonista. La Romareda no dejaba de animar coreando todo el repertorio de cánticos, también los presentes de la afición visitante, más de cien, que sumaban a una entrada total de 4.117 espectadores.

REMONTADA EN LA SEGUNDA PARTE

Tras el paso por los vestuarios, el Pontevedra demostraba que quería sentenciar y pisaba el área rival con varios acercamientos, pero, a pesar de ser el equipo más goleador de la categoría, no encontraba la manera de encontrar petróleo. El Deportivo Aragón aprovechaba las recuperaciones para irse arriba. Algo acelerado, pero llegando a la meta contraria. Jay conducía una contra y, muy forzado, la recogía Sousa. El filial del Real Zaragoza se contagiaba del ambiente, aunque le faltaba acierto en los últimos metros. Aun así, se creía en el empate. Vacas se inventaba un disparo alto para que en el 66’ el miedo se le metiera al Pontevedra. Un córner muy cerrado se paseaba por el área pequeña sin que nadie pudiera rematarlo.

En el 69’ Fabio Conte aparecía en el terreno de juego. Y el joven cambió todo. Dos minutos más tarde, Vaquero colocaba el centro desde la esquina y Conte sacaba petróleo metiendo el esférico al fondo de la red desde el segundo palo. 1-1 y subían las pulsaciones. El Pontevedra tenía un par de llegadas y probaban a un Acín, que más allá del gol tampoco había tenido excesivo trabajo. Sin embargo, a falta de diez minutos, el colegiado señalaba una falta peligrosa al borde del área para los de Larraz. Alberto Vaquero la pedía. Bien sabía lo que hacía, pues el joven limpiaría las telarañas de la red. Golazo y remontada del Deportivo Aragón. Lo celebraba con euforia La Romareda, donde restarían seis minutos más el añadido de sufrimiento.

En el tramo final, los gallegos se volcarían a por el empate, lo que abría más el partido y también aprovecharían los maños sus opciones. Entre ellas, una contra de Mañas, que caía en el área y reclamaba un penalti que el árbitro no señaló. Así pues, con nueve minutos de prolongación, protestados por el público, el Aragón aguantaría las acciones ofensivas del Pontevedra y firmaría una grandísima victoria que le permite seguir soñando con el ascenso.

El desenlace se disputará la semana que viene en tierras gallegas. Pase lo que pase, la afición zaragocista no duda de que este equipo es un orgullo para el escudo del león.

FICHA TÉCNICA

Deportivo Aragón: Acín; Juan Sebastián, Jay, Hugo Barrachina, Reda; Vacas, Vaquero, Chema (Yohanner, 60’), Pablo Cortés (Fabio Conte, 69’); Pau Sans (Juan López, 92'), Mañas.

Pontevedra CF: Edu Sousa; Mario Gómez, Víctor Vázquez, Eneko, Benjamín Garay; Samu Mayo, Dalisson, Yelko Pino; Carlos López (Rufo Sánchez, 79’), Chiqui, Ángel Bastos.

Árbitro: Pol Arenas. Amonestó a Yeiko Mino (min 73), Samu Mayo (min 75), Churre (min 83’), Fabio Conte (min 91).

Goles: 0-1 Dalisson (min 27). 1-1 Fabio Conte (min 71). 2-1 Alberto Vaquero (min 84).