Real Zaragoza - Racing de Ferrol: Ganar o ganar

El equipo de Víctor Fernández iniciará el partido a únicamente dos puntos del descenso
jaume-grau-zaragoza
photo_camera Jaume Grau es el único centrocampista del primer equipo disponible para Víctor Fernández

Ganar o ganar. Esa es la cuestión. El Real Zaragoza puede elegir cualquiera de las dos ante el Racing de Ferrol. Puede ganar o, en su defecto, también ganar. La dualidad es esa. No existe otro escenario. No existe otra posibilidad. Ganar o ganar.

El Real Zaragoza acude a la cita con esas dos opciones por bandera y mermado por las bajas. Menos mal que recupera a Víctor Mollejo para dar fuerza, pelea y atrevimiento en el cuadro aragonés.

Sin embargo, llama la atención el centro del campo, donde Jaume Grau es el único efectivo del primer equipo. Entrarán en la convocatoria Vaquero y Terrer, aunque gana enteros la posibilidad de adelantar a Francés al pivote. “Puedo adelantar a los de atrás, retrasar a los de delante o jugar con los de en medio”, ha abierto el míster, Víctor Fernández.

Pero como fuera de ganar no hay otra posibilidad, poco va a importar sobre el terreno de juego. Hay que hacerlo y no importa la forma, sino el resultado. Y en este caso, sumar tres puntos es absolutamente imprescindible.

Vuelve el Real Zaragoza a La Romareda con una receta de su entrenador, la de once guerreros. Eso llevará, a buen seguro, al perdón del estadio durante 90 minutos. Porque el cuadro blanquillo necesita a su gente. “Somos mucho más con ellos y mucho menos sin ellos. Van a acompañar rugiendo. Va a tocar sufrir, pero así la alegría será mayot”, ha aventurado el técnico.

UNA DOLOROSA FINAL

Nunca hasta la fecha el descenso había quedado tan cerca a restas alturas. Hasta este momento, no se había visto un Real Zaragoza con 46 puntos al término de 39 jornadas en Segunda División. Poco más de un punto de media por partido, una estadística terrible y, a la vez, nada importante en este momento en que hay que salvar los muebles. Lo sucedido hasta la fecha, pasado es. Llegará el momento de exigir, pero una vez se haya conseguido el único objetivo de ganar.

Enfrente, un Racing de Ferrol que completa una campaña más que interesante. Todavía tiene opciones de llegar al playoff. Cuestión que, igualmente, no tiene importancia. El domingo a las 21.00 horas se vive una final en La Romareda. Por mucho que sea la más triste de los últimos años. Y de las últimas décadas. Incluso, la más triste de la historia. Pero hay que solventarla., porque adquiere una importancia nunca vista hasta la fecha.