El Real Zaragoza, sin nuevas ausencias en el entrenamiento prepartido

Entrenamiento en la Ciudad Deportiva
photo_camera Entrenamiento en la Ciudad Deportiva

No han transcurrido ni 48 horas desde el duelo contra el Amorebieta hasta el entrenamiento de este martes, pero el Real Zaragoza no suma nuevas ausencias. El cuadro aragonés ha regresado a la Ciudad Deportiva en un día marcado por la niebla y el hielo, donde se han debido hacer tratamientos al césped para poder ejercitarse con normalidad. De hecho, a las 11.00 horas seguía habiendo escarcha en los costados del campo de entrenamiento.

En esta tesitura, el Real Zaragoza ha adecuado las instalaciones para entrenar y lo ha hecho con la alegría de que todos estaban disponibles. Toni Moya se ha ejercitado con normalidad, dejando atrás esa pequeña sobrecarga con la que terminó el duelo. De la misma manera que Marc Aguado, afectado por un proceso febril, también ha estado con el resto de sus compañeros y, a priori, está recuperado. Solo están de baja los esperados Cristian, Nieto, Lecoeuche y Bakis.

Así que, por ahora, el entrenador del Real Zaragoza, Julio Velázquez, puede repetir once en La Romareda este miércoles. Le está funcionando bien la defensa de cinco, aunque es cierto que frente al Amorebieta dejó peores sensaciones que ante el Espanyol y, por supuesto, ante el Leganés. En cualquier caso, no se ha perdido en ninguna de las ocasiones en que la zaga ha estado compuesta por cinco futbolistas. Además, Valera y sobre todo Gámez están cumpliendo de forma solvente su papel.

UN DUELO CON MUCHO EN JUEGO

El Real Zaragoza tiene la vista puesta en este miércoles, porque debe posicionarse lo más arriba posible antes de comenzar la segunda vuelta y el mercado de invierno. Lo que está claro es que el conjunto zaragocista necesita mucho más si realmente el objetivo va a ser estar en la parte alta de la clasificación, porque ahora mismo ocupa el puesto 14. La ubicación no cumple ahora las expectativas de lo que, a priori, iba a ser esta campaña, y más tras las cinco primeras victorias. Lo que no implica que no pueda tener lugar una remontada épica.

Hay tiempo, en principio, para retomar esa senda de victoria habitual que tan feliz hace a la afición del Real Zaragoza, pero debe iniciarse cuanto antes para no quedar descolgado. En este momento, los de Julio Velázquez apenas se encuentran a cuatro puntos de la promoción y el objetivo no es otro que reducir la cuenta al máximo. El equipo se concentra para ganar al Levante con un ojo puesto en el mercado de invierno.