El arco zaragocista cambia tras seis años: Poussin llama a la puerta ante un afianzado Cristian

Cristian se ha hecho con la capitanía y no será fácil que "ceda su puesto".
photo_camera Cristian se ha hecho con la capitanía y no será fácil que "ceda su puesto".

Durante seis temporadas, Álvaro Ratón y Cristian Álvarez han estado compartiendo y pugnando por un puesto para defender la puerta de La Romareda. El argentino llegó al club en 2017, tras un año de inactividad en el fútbol profesional, y durante todo este tiempo se ha hecho con la capitanía del equipo y se ha posicionado como uno de los mayores referentes zaragocistas, siendo el único titular indiscutible. No obstante, este verano todo ha cambiado con la salida del portero gallego, la renovación de Dani Rebollo hasta 2027 y el fichaje del francés Poussin, que podría heredar en un futuro la responsabilidad de defender la meta blanquilla.

Lo único que no se ha modificado es que, si no hay ninguna lesión o situación de por medio anómala, Cristian jugará el primer partido liguero, el 12 de agosto frente al Villarreal B. En principio, la titularidad debería ser para el argentino durante está temporada y Poussin, que llegó este mismo jueves a San Pedro del Pinatar, tendría que esperar su oportunidad. No obstante, todavía es muy joven, con tan solo 24 años y siendo de la misma edad que el propio Rebollo, ambos de la generación del 99.

De todas formas, no va a ser fácil que Cristian "ceda" su puesto ante la juventud. La pasada campaña jugó hasta 35 partidos, perdiéndose seis (desde la jornada 16 a la 21) por una fractura en el brazo que lo tuvo dos meses apartado de la competición y uno en la jornada 39 por su expulsión ante Las Palmas. Este fue el momento en el que probaron al exzaragocista Ratón, que ciertamente no aportó la seguridad ni la solvencia necesaria durante los cuatro choques que estuvo bajo palos, y fue cambiado por Dani Rebollo, casi un desconocido en el momento, portero del Deportivo Aragón, que jugó los dos últimos partidos antes de la vuelta de Cristian, ante la S.D. Huesca (3-0) y el Leganés (1-2), teniendo unas buenas actuaciones, a pesar de perder ante este último.

POUSSIN AL HABLA

Volviendo al presente, una vez que Poussin llegó a San Pedro del Pinatar y se unió al resto de la plantilla, el club ha subido una entrevista en la que el portero remarca en primer lugar su "felicidad por fichar por el Real Zaragoza porque es un gran club, muy familiar. He tardado en llegar porque había detalles por cerrar". ha expresado el guardameta en primera instancia, ya con la camiseta del león. El principal motivo por el que ha llegado es porque al igual que el Girondins, su club de procedencia, considera al Real Zaragoza "como un club familiar, en el que puedes conocer nuevas personas y cultura. También aprender otro idioma y otro fútbol".

Por otro lado, el portero se define como un efectivo al que le gusta jugar con los pies. "Como se dice en español me gusta el tiki-taka. Soy un portero agresivo y vengo a hacer la mejor temporada posible, porque el club se lo merece". Poco a podido detallar sobre sus compañeros de portería tras sólo un día en el club y el francés ha constatado que "aun no he hablado con Dani y con Cristian", pero admite que "tengo ganas de que nos conozcamos y trabajemos juntos, después será el entrenador quien decida el portero que juegue".

Finalmente, el guardameta es consciente de que "para la afición de Zaragoza el fútbol es muy importante y sé que es un club histórico de una ciudad histórica. Ha estado en Primera División y su gente merece volver a tener emociones así. Vengo a hacer lo máximo para que los aficionados puedan vivirlo de nuevo", ha acabado.

Con todo esto, lo más importante es que el Real Zaragoza ha cerrado su portería con tres opciones seguras y regulares. Más allá de quién juegue, lo importante es que el puesto esté bien cubierto ante lesiones o cambios. Además, solamente Cristian, o quizá ni él mismo, sabe hasta cuándo durará su carrera. Tiene 37 años, pero cada verano parece que tenga un año menos y más agilidad. No obstante, Rebollo y sobre todo Poussin tienen decididos que quieren jugar la mayor cantidad de minutos posibles para formarse y heredar el puesto de Cristian en un futuro.