IU, CHA y PSOE protestan contra la retirada del turno de réplica en la Comisión de Comparencias y Peticiones Ciudadanas

IU y el PSOE, a través de sus portavoces, y Chunta Aragonesista, por medio de un comunicado, han expresado su malestar por la supresión del turno de réplica de los comparecientes en la Comisión de Comparecencias y Peticiones Ciudadanas. La presidenta de la Mesa, Ana Marín, se ha comprometido a la revisión de esta situación.

Zaragoza.- La polémica a raíz de la retirada del turno de réplica de los comparecientes tras las intervenciones de los grupos parlamentarios en la Comisión de Comparecencias y Peticiones Ciudadanas ha estado presente en la sesión de este martes.

Los portavoces de Izquierda Unida y del PSOE en dicha Comisión, Adolfo Barrena y María Victoria Broto respectivamente, han aprovechado su turno de intervenciones para expresar su oposición a esta medida.

Así, Barrena, durante su turno tras la comparecencia de los representantes de Jalón Vivo, Coagret y SEO Birdlife, la primera de la mañana, ha calificado de “demérito hacia la ciudadanía” esta situación. Instado por la presidenta de la Comisión a “centrarse” en la cuestión de la Comisión, Barrena le ha espetado que si no le retiraba el turno de palabra, iba a gestionar su tiempo como considerase oportuno.

En la misma línea se ha manifestado la portavoz del PSOE en la Comisión, María Victoria Broto, quien ha lamentado que los comparecientes no hayan podido hacer uso del turno de réplica, y ha pedido que se modifique esta situación. Broto ha esperado hasta la conclusión de la segunda comparecencia, la de Scouts Aragón en torno a los hechos de Griébal, para hacer sus manifestaciones.

La presidenta de la Mesa de la Comisión, la diputada del PP Ana Marín, ha recordado a María Victoria Broto, que el grupo socialista, que también está representado en la Mesa, votó a favor de la retirada del turno de réplica, una decisión tomada “por unanimidad”.

Por su parte, Chunta Aragonesista ha remitido un comunicado en el que tildan de “inconcebible” una decisión que califican como “un desprecio absoluto” a los ciudadanos. Para los aragonesistas, esta situación demuestra que los partidos que están en la Mesa y la han tomado, PP, PSOE y PAR, cuando hablan de participación y transparencia “lo hacen sólo de boquilla”.

Cuestión de tiempo

Sin embargo, el turno de réplica no ha sido el único motivo de enfrentamiento entre María Victoria Broto y Ana Marín. Al parecer, un gesto de la socialista tocándose el reloj durante una intervención del portavoz del Partido Popular, José Manuel Cruz, ha levantado la suspicacia de la presidenta de la Comisión, que le ha llamado la atención y le ha recordado que el portavoz popular aún disponía de tiempo para su intervención.

Esta reacción ha provocado la queja de Broto a Ana Marín al finalizar la sesión por tal alusión directa.