La DGA asegura que la estabilidad presupuestaria es necesaria para la dinamización económica

La DGA ha incidido en que la estabilidad presupuestaria es condición necesaria para la dinamización económica. Los consejeros de Hacienda y Administración Pública y Economía y Empleo, José Luis Saz y Francisco Bono, han asistido en Madrid a la presentación del libro "El Ajuste Fiscal de las Comunidades Autónomas visto desde dentro".

Zaragoza.- El Gobierno de Aragón ha remarcado que la estabilidad presupuestaria es “condición necesaria” para la dinamización económica. Los consejeros de Hacienda y Administración Pública y Economía y Empleo, José Luis Saz y Francisco Bono respectivamente, han asistido este lunes en Madrid a la presentación del libro “El Ajuste Fiscal de las Comunidades Autónomas visto desde dentro”.

El libro, editado por el Instituto de Estudios Económicos, cuenta con un artículo elaborado por ambos consejeros con el título “Consolidación fiscal y dinamización de la economía. Sí, es posible”. El informe recoge un análisis de la situación económica y las necesidades que se tienen que llevar a cabo para corregir unas cuentas públicas “completamente desequilibradas y la necesidad imperante de poner en marcha medidas que permitan dinamizar la actividad económica”.

En la elaboración del libro también han participado otros autores como el consejero de Economía y Conocimiento de la Comunidad Autónoma de Cataluña, Andreu Mas-Colel; la consejera de Hacienda de la Comunidad Autónoma de Galicia, Elena Muñoz y el consejero de Economía y Hacienda de la Comunidad Autónoma de Madrid, Percival Manglano.

En su intervención, José Luis Saz ha explicado que “se ha presentado en las Cortes de Aragón la Ley de Estabilidad Presupuestaria que persigue, entre otras finalidades, la fijación de un techo de gasto no financiero para los presupuestos de cada ejercicio, así como el establecimiento de límites al crecimiento del gasto vinculados al ciclo económico o la creación de un fondo de contingencia para atender a eventuales modificaciones presupuestarias”.

“La existencia de superávit obligará a consignar un fondo de reserva para deuda, destinado a la disminución del endeudamiento neto de la Comunidad Autónoma”, ha añadido Saz.

Para el consejero de Hacienda y Administración Pública, “la estabilidad presupuestaria es una condición necesaria, aunque no suficiente, para la recuperación económica, por lo que también adquiere una importante relevancia la necesidad de impulsar un conjunto de medidas que dinamicen la economía, de cara a una salida de la situación actual, así como para el establecimiento de los cimientos que permitan dar respuesta a los retos que se plantean a medio y largo plazo y aprovechar las oportunidades que tenemos por delante”.

El objetivo último, para Saz, es “dinamizar la economía, lo cual a su vez permitirá, como consecuencia lógica, la creación de empleo. Por tanto, las empresas se erigen como los agentes económicos con más protagonismo en este escenario, mientras que el papel del sector público debe ser el de actuar como facilitador de un entorno favorable para éstas”.

Por su parte, Francisco Bono ha hecho referencia a las tres palancas fundamentales para el impulso del crecimiento económico: el apoyo a emprendedores, la internacionalización y la competitividad. Medidas, como ha recalcado Bono, que “no requieren de elevadas sumas de recursos económicos”. 

Más en POLÍTICA