Aragón, pendiente del Ebro: el caudal llegaría a alcanzar los 2.000 m3/s en Zaragoza

Por el momento, este miércoles el caudal es de 777 m3/s, que contrasta con los 185 m3/s de hace una semana
Desde el 112 Aragón recomiendan no acercarse a la ribera del Ebro. Foto: Policía Local de Zaragoza
photo_camera Desde el 112 Aragón recomiendan no acercarse a la ribera del Ebro. Foto: Policía Local de Zaragoza

El río Ebro mantiene en estado de alerta a Aragón. Las últimas precipitaciones, que han superado los 100 l/m2 en la zona septentrional, han generado crecidas importantes en todos los afluentes de la margen izquierda, así como en el eje del Ebro, como señalan desde la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE). Esto ha provocado registros máximos en los caudales de 700 m3/s en Miranda de Ebro, 1.200 m3/s en Logroño y se espera alcanzar este miércoles los más de 2.000 m3/s en Castejón-Tudela.

Sin embargo, será el fin de semana cuando esta crecida sea notable en Zaragoza capital. Según la CHE, entre el viernes y el sábado se esperan valores máximos en el entrono de 1.600 a 2.000 m3/s, no obstante, el pronóstico hidrológico “lleva asociada una incertidumbre elevada”. Por el momento, este miércoles el caudal es de 777 m3/s según los datos referentes a las 9.30 horas de la SAIH Ebro, lo que contrasta con los 185 m3/s de hace una semana.

EL 112 ARAGÓN PIDE PRECAUCIÓN Y NO ACERCARSE A LA RIBERA

Atendiendo a todos estos valores, se ha realizado un despliegue de medios ante esta posible crecida. Este martes se llevó a cabo una reunión técnica para valorar las previsiones en la que participaron el delegado del Gobierno, Fernando Beltrán y responsables de Protección Civil, entre otros. El delegado aseguró que por el momento “al tratarse de avisos amarillos, no hace falta tomar medidas, aunque hay que estar muy pendientes de las alertas que se vayan emitiendo”.

En este sentido, si la venida llegara a ser extraordinaria habría que dar aviso previo a agricultores, ganaderos y alcaldes de los municipios afectados. Incluso, si es muy importante, explicó el delegado, se empezará a pensar en evacuar desde fincas agrícolas hasta viviendas. "Habría que activar un conjunto de recursos muy amplios. Desde Protección Civil, Guardia Civil, Policía Nacional y, llegado el caso, hemos tenido una llamada de preaviso a la UME", incidió.

En caso de emergencia, esta se activaría a través del 112 Aragón, desde donde han hecho un llamamiento a la precaución y a seguir las medidas de prevención. Así, hay que evitar acercarse a la ribera del río, no estacionar vehículos ni acamar en cauces secos, retirar del exterior de la vivienda aquellos objetos que puedan ser arrastrados y colocar documentos importantes en lugares donde el riesgo sea menor. Como medida preventiva, la Policía Local de Zaragoza ya ha acordonado algunas de las bajadas a la ribera zaragozana y recomiendan “no acercarse ni a vehículo ni a pie”.

LA CHE CONTINÚA TRABAJANDO EN LA GESTIÓN DE LOS EMBALSES

Desde que empezaron las precipitaciones, la Confederación está realizando la gestión de los embalses antes y durante el episodio con el objetivo de reducir los caudales máximos aguas debajo de los mismos. Así, se ha actuado en los embalses de Ullibarri y Urrúnaga, en el País Vasco; Eugi, Alloz, Itoiz y Yesa, en Navarra, Mansilla, en La Rioja y en el Sistema de Mequinenza y Ribarroja-Flix.