Aragón activa el plan preventivo por altas temperaturas con nueve zonas delimitadas

La división por regiones isoclimáticas permitirá que las alertas sean más efectivas y se reduzca la mortalidad atribuible a las olas de calor
imagen28113
photo_camera Se registraron 147 fallecimientos atribuibles a las altas temperaturas en 2023.

La dirección general de Salud Pública Gobierno de Aragón ya ha activado el Plan de Actuaciones Preventivas por los efectos de las altas temperaturas sobre la salud, antes que a nivel nacional. Este año incluye una importante novedad y es que se inicia la zonificación por regiones isoclimáticas para implantar un control y un seguimiento individualizado, mientras el sistema anterior sólo contemplaba las tres provincias. Así, quedan estas nueve zonas predefinidas por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), en las que se establece un umbral de temperatura máxima, que activaría la alerta en caso de superarse:

  • Ribera del Ebro de Zaragoza: umbral de temperatura máxima de 37 grados
  • Sur de Huesca: umbral de temperatura máxima de 36,4 grados
  • Ibérica Zaragozana: umbral de temperatura máxima de 36,2 grados
  • Bajo Aragón de Teruel: umbral de temperatura máxima de 35,7 grados
  • Cinco Villas de Zaragoza: umbral de temperatura máxima de 35,5 grados
  • Centro de Huesca: umbral de temperatura máxima de 33,2 grados
  • Albarracín y Jiloca: umbral de temperatura máxima de 32,8 grados
  • Gúdar y Maestrazgo: umbral de temperatura máxima 31,2 grados
  • Pirineo Oscense: umbral de temperatura máxima 29,8 grados

El objetivo de esta medida es que las alertas sean más efectivas y se traduzca en una reducción de la mortalidad atribuible a las olas de calor. La directora general de Salud Pública del Gobierno aragonés, Nuria Gayán, explica que, con este sistema, “las alertas por temperaturas extremas van a tener mucha más precisión”. “Aragón es un territorio muy extenso y la situación de cada provincia es muy distinta en su propia área como podemos ver en el Pirineo respecto a la capital oscense o en el Bajo Aragón respecto a Teruel”, ha señalado.

El anterior sistema sólo contemplaba como zonas las tres provincias. Foto: Salud Pública
El anterior sistema sólo contemplaba como zonas las tres provincias. Foto: Salud Pública

Esta nueva metodología coexistirá esta temporada de cualquier forma con la zonificación por provincias, como se venía realizando hasta ahora. En cuanto a la activación, el Plan en Aragón ya comenzó el pasado 6 de mayo y a nivel nacional arrancará el próximo miércoles 15. Sin embargo, las alertas por regiones isoclimáticas comenzarán el 3 de junio para disponer de un sistema unificado de comunicación de las alertas.

POBLACIÓN DIANA DEL PLAN

La población diana de este Plan son todos los residentes en Aragón, pero se hace especial hincapié en los cuidados que deben adoptar personas mayores de 65 y menores de 5 años, gestantes, personas con enfermedades crónicas (cardiovasculares, respiratorias, neurológicas o renales), personas que toman medicación de forma crónica o consumen cantidad excesiva de alcohol. También personas con movilidad reducida, trabajadores al aire libre y personas que practican deportes al aire libre.

Las alertas se dan a conocer a todas las instituciones que puedan ayudar a prevenir efectos nocivos en los más vulnerables. Por ello, se avisa a residencias de ancianos, a centros sanitarios, servicios sociales, pero también a los servicios de prevención de riesgos laborales de las empresas. Desde la dirección general de Función Pública también se ha elaborado un plan de prevención por altas temperaturas para el personal del Gobierno de Aragón, que en próximas fechas se publicará en el BOA.

Los principales consejos a seguir para protegerse de las altas temperaturas son: mantener una buena hidratación, evitar la exposición al exterior en las horas centrales del día, refrescarse y buscar refugio en lugares climatizados, utilizar ropa ligera, comidas ligeras y prestar especial atención a las personas vulnerables.

SE REGISTRARON 147 FALLECIMIENTOS ATRIBUIBLES A LAS ALTAS TEMPERATURAS EN 2023

En Aragón, entre el 1 de junio y el 15 de septiembre del año 2023 se registraron 4.045 fallecimientos, siendo 147 de ellos atribuibles a altas temperaturas. Estas muertes ocurrieron sobre todo a finales del mes de agosto, concretamente en la semana 34, con 66 fallecimientos, y en la semana 35, con 27 defunciones. En cuanto al perfil, casi el 100% ocurrieron en mayores de 65 años y de ellas, el 77,5% fueron en mayores de 85 años. Solo dos de esas 147 muertes atribuibles al calor no llegaba a los 65 años.

Con respecto a fallecimientos por golpe de calor, aún están en estudio todos los casos de 2023, pero sí que se han identificado ya seis fallecidos por esta causa. El resto son casos vulnerables por otros procesos de salud y que vieron agravado su estado hasta el fallecimiento como consecuencia del exceso de calor registrado a lo largo de varias jornadas.