El Tribunal de lo Contencioso elimina del callejero de Huesca a todos los alcaldes franquistas

El fallo judicial “condena al Ayuntamiento a eliminar del callejero el nombre de las calles Pedro Sopena Claver, Vicente Campo Palacio, José Gil Cávez y Emilio Miravé Díez, con retirada del busto de Vicente Campo del espacio público”
photo_camera El fallo judicial “condena al Ayuntamiento a eliminar del callejero el nombre de las calles Pedro Sopena Claver, Vicente Campo Palacio, José Gil Cávez y Emilio Miravé Díez, con retirada del busto de Vicente Campo del espacio público”

El magistrado David Sampedro Ibáñez, titular del Tribunal Contencioso-Administrativo de Huesca, ha dictado sentencia condenatoria contra el Ayuntamiento de la ciudad anulando un acuerdo municipal de 29 de enero de 2021, por el que se rechazaba el cambio de denominación de varias vías tituladas por alcaldes franquistas de la ciudad.

El fallo judicial, firmado el 24 de agosto, “condena al Ayuntamiento a eliminar del callejero el nombre de las calles Pedro Sopena Claver, Vicente Campo Palacio, José Gil Cávez y Emilio Miravé Díez, con retirada del busto de Vicente Campo del espacio público”.

La demanda fue formulada por la Asociación Cultural Colectivo Ciudadano de Huesca, Asociación por la Recuperación de la Memoria Histórica de Aragón y por varias personas a título particular. El letrado representante de los demandantes ha sido Pablo Malo y la denuncia ante el Tribunal ha contado con el aval pericial de los historiadores Julián Casanova, Irene Abad y Herminio Lafoz.

La resolución ahora hecha pública por el juez viene a sumarse a la decisión adoptada el pasado 19 de junio por la sección n.º 1 de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Aragón, condenando al Ayuntamiento a eliminar del nomenclátor callejero a los alcaldes, igualmente del tiempo de la dictadura, Mateo Estaún Llanas, José María Lacasa y Mariano Ponz Piedrafita. El fallo va a ser recurrido en casación ante el Supremo, según un acuerdo unánime adoptado por la Comisión de Cultura, iniciando así, en el supuesto de ser admitido, un complejo periplo judicial de más que incierta resolución en la tercera instancia.

En todos los casos, entienden los tribunales que la presencia pública de estas figuras políticas contraviene las leyes de memoria histórica en vigor, la aragonesa de 8 de noviembre de 2018 y la de carácter estatal aprobada el 19 de octubre de 2022, dado que “todos ellos ocuparon el cargo político de alcalde en virtud de designación que tenía como premisa su condición de “afectos” (en el sentido más amplio de la palabra) al régimen franquista”.

Con todo, cabe anotar que la demanda no ha sido estimada en su totalidad. La solicitud de democratización del callejero también se extendía al jurista José Castán Tobeñas y al polígrafo Ricardo del Arco, ambas figuras inequívocamente ligadas al régimen franquista a través de sus obras y sus actos. Considera el Tribunal que “los señores Castán (juez) y Del Arco (ideólogo, intelectual, profesor, escritor, de quien no consta ejercicio de la profesión militar u ocupación de cargo político), no quedan comprendidos en el supuesto del artículo 31 de la Ley que se refiere solo a militares o políticos y no a jueces o intelectuales”.

Llama la atención de los demandantes que no se haya considerado la faceta “política” de Castán Tobeñas habiendo ejercido como procurador en Cortes durante las nueve primeras legislaturas de la dictadura franquista, entre otras responsabilidades ligadas al ejercicio del poder. Cabe señalar, por otra parte, que el nombre de José Castán Tobeñas fue eliminado del callejero de Valencia, donde ejerció como catedrático de Derecho en varias universidades, en mayo de 2017, en virtud de un informe elaborado por la propia Universidad.

Tampoco ha considerado el magistrado la retirada a Vicente Campo de los honores concedidos por corporaciones locales predemocráticas como la Placa de Alcalde Benemérito, Placa de Alcalde Ejemplar y el nombramiento como Hijo Adoptivo de Huesca, título que comparte con Ricardo del Arco.