El Colegio de Veterinarios de Huesca dona tres lectores de microchips de perros al Ayuntamiento

El Colegio Oficial de Veterinarios de Huesca ha donado tres lectores de microchips de perros al Ayuntamiento oscense. El objetivo de que el personal municipal pueda identificar con comodidad los animales de compañía que han sido abandonados.

Zaragoza.- El Colegio Oficial de Veterinarios de Huesca ha donado tres lectores de microchips identificativos de perros al Ayuntamiento de Huesca. En la última reunión que mantuvo la Junta de Gobierno del Colegio de Veterinarios se tomó esta decisión con el fin de que bomberos y policía local pueda identificar con comodidad a los animales de compañía que han sido abandonados. Una acción que se lleva a cabo en el marco de colaboración existente entre esta entidad y el Consistorio oscense y por el que ya se realizan otras medidas de sensibilización en materia de medio ambiente.

El Decreto 64/2006 del 7 de marzo del Gobierno de Aragón obliga a los dueños de los perros a implantarles a sus mascotas un chip identificativo subcutáneo en sus tres primeros meses de vida, mientras que para el resto de animales de compañía es voluntario.

De esta forma se pretende fomentar tanto la tenencia responsable de mascotas como su bienestar. "Esta tenencia responsable implica aspectos como cumplir con los trámites legales o administrativos que conlleva tener estos animales como lo son la citada identificación por microchip en perros, la vacunación de la rabia o los requisitos para perros potencialmente peligrosos", detallan desde el Colegio y el Ayuntamiento.

Con estas medidas se busca facilitar la convivencia social con aquellas personas que no tienen animales de compañía y con las que se comparten espacios públicos. Son fundamentales aspectos como la recogida de excrementos de las vías, el respeto a las señales y las zonas en las que se puede o no pasear a las mascotas o la adecuada circulación por la vía pública. 

Desde el Colegio de Veterinarios recuerdan además que cuando un perro fallece es importante darle de baja en el Registro de Animales de Compañía de Aragón (Riaca), para lo que es necesario acudir previamente al veterinario con la cartilla correspondiente.