Noviembre se despide con lluvias en casi toda España

dos personas con paraguas
photo_camera Las lluvias más abundantes el jueves caerán en la zona del Pirineo aragonés, en Extremadura y en puntos de Andalucía occidental

El paso de frentes asociados a borrascas atlánticas dará lugar a lluvias en gran parte de la península y Canarias durante este jueves y los próximos días. Las regiones donde no lloverá son Murcia, la Comunidad Valenciana y las Islas Baleares.

La predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), transmitida por su portavoz, Rubén del Campo, y recogida por Servimedia, indican que las temperaturas, atípicas para la época invernal, bajarán a partir de la noche entre jueves y viernes. Los valores más afectados serán los nocturnos y se prevé que, en la noche del sábado, se registren temperaturas por debajo de los 10 grados.

Asimismo, las lluvias más abundantes el jueves caerán en la zona del Pirineo aragonés, en Extremadura y en puntos de Andalucía occidental, y la cota de nieve comenzará muy alta, en torno a 2.000 metros, pero irá bajando a lo largo del día hasta los 900 metros en la mitad norte. Por ello, hoy no habrá nevadas muy intensas.

Además, esta jornada estará marcada por el notable descenso térmico por el noroeste español, principalmente, de las mínimas, que serán seis u ocho grados inferiores a las del pasado miércoles. León o Burgos se quedarán con 12 grados de temperatura máxima.

Sin embargo, en el este y en el sur subirán las temperaturas ligeramente. Barcelona podrá superar los 20 de máxima, así como Valencia y Murcia podrán tener más de 25.

LOS PRÓXIMOS DÍAS

Durante la jornada del viernes, la primera de diciembre, el tiempo continuará inestable. Habrá lluvias en el Cantábrico, en los Pirineos y en Andalucía, aunque en esta ultima tendrá tendencia a remitir. La cota de nieve estará entre los 1.000 y los 1.200 metros, y seguirán bajando las temperaturas, esencialmente en el este peninsular.

Igualmente, ciudades como Burgos, Palencia, Soria o Teruel tendrán los termómetros bajo cero, entre -2 y cero grados de mínima, así como numerosas capitales del interior no llegarán a los 10 o 12 grados, como Segovia o Ávila, que se quedarán en los siete u ocho grados de máxima. En cambio, en el Mediterráneo alcanzarán los 20 grados durante el viernes.

Durante el fin de semana predominará el tiempo estable. Las lluvias solo estarán en el Cantábrico, en los Pirineos y en algunos lugares de Canarias, habrá heladas en amplias zonas del interior del norte y el este del país, que irán a menos a partir del próximo lunes.

Mientras tanto, las temperaturas mínimas en estas zonas serán de entre dos y cuatro grados, las máximas no superarán los 15 grados en todos los territorios, exceptuando las zonas muy cercanas a la costa de la mitad sur del país.