Los alimentos navideños suben más de un 4% en los primeros días de diciembre

mercado central zaragoza
photo_camera Los percebes gallegos son el producto que más sube (21%), seguidos por almejas y merluza (20%)

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha detectado un incremento medio del 4,3% en el precio de los alimentos más típicos de la Navidad en los primeros días de diciembre respecto a los precios que tenían a finales de noviembre, con percebes (21%), almejas (20%) y merluza (20%) liderando el ranking.

Así lo ha precisado este jueves la entidad en un comunicado en el que subrayó que los precios de la cesta de Navidad están “hoy en promedio un 1,6% por encima de los registrados el año pasado” y ha explicado que, desde 2015, lleva a cabo una monitorización del precio de 16 alimentos “típicamente navideños y de gran demanda en estas fechas”, en mercados municipales, supermercados e hipermercados de Albacete, Barcelona, Bilbao, Madrid, Málaga, Murcia, Sevilla, Valencia, Valladolid y Zaragoza.

Con respecto al anterior control de precios, de hace dos semanas, la subida media ha sido del 4,3%, una subida “mucho mayor” de la que se produjo el año pasado donde los precios crecieron en dos semanas un 2,4%, aunque “en línea con los aumentos que se han producido en años anteriores”.

En concreto, suben nueve productos de la cesta, frente a cinco que bajan y dos que mantienen el mismo precio que al comienzo del estudio y las subidas están “protagonizadas” por el marisco y el pescado.

Los percebes gallegos son el producto que más sube (21%), seguidos por almejas y merluza (20%), las ostras (9%), lubina (7%), jamón ibérico de cebo (3%), besugo y cordero lechal (2%) y, por último, el redondo de ternera que apenas sube un 1%.

Por su parte, solo cinco productos bajan de precio y la piña y la lombarda son los que más bajan (6%), seguidas de las angulas (3%), la granada (2%) y el pavo (1%). Solo dos productos mantienen el precio que tenían a finales de noviembre, la pularda y los langostinos.

La OCU ha destacado que “muchos” de los productos que componen las cenas “típicas” de Navidad están “en máximos históricos o muy cerca de ellos”, por lo que, a su juicio, “de nuevo las comidas y celebraciones típicas del periodo navideño serán más caras”.

El segundo estudio de este año recoge los precios desde la primera toma de precios llevada a cabo a finales de noviembre y, para finalizar la monitorización, la organización hará un último control en los días previos a Nochebuena.