Iberdrola y bp pulse lanzan su empresa conjunta de carga rápida y ultrarrápida en España y Portugal

Electrolinera de la jv Iberdrola bp Pulse
photo_camera La nueva compañía tiene previsto invertir 1.000 millones de euros con el objetivo de desplegar 5.000 puntos de carga

Iberdrola y bp pulse anuncian el lanzamiento oficial de su empresa conjunta que recientemente recibió las autorizaciones regulatorias necesarias.

La nueva compañía planea crear la red de carga pública de alta velocidad más extensa en la península ibérica. Con ello busca favorecer el acceso de toda la ciudadanía a una infraestructura de recarga fiable de alta velocidad y ayudar a eliminar así una de las principales barreras para el despegue definitivo del vehículo eléctrico.

La nueva compañía, formada por Iberdrola y bp pulse, tiene previsto invertir 1.000 millones de euros con el objetivo de desplegar 5.000 puntos de carga para el año 2025 y 11.700 para el año 2030, todos con energía 100% renovable (a través de certificados de garantía de origen). La empresa conjunta comienza con más de 300 puntos operativos de carga rápida (>50kW) y ultrarrápida (>150kW) para vehículos eléctricos.

Elena Melia (bp) y Pablo Pirles (Iberdrola)

Con sede independiente en Madrid y en Oporto, la nueva compañía estará liderada por Pablo Pirles, de Iberdrola, quien ha sido nombrado director general, y Elena Melia, de bp, como futura directora financiera.

Iberdrola ofrece servicios de movilidad integrales para cubrir todas las necesidades de los usuarios de vehículos eléctricos con una infraestructura de carga extensa: carga residencial, empresarial y pública, incluyendo soluciones para transporte urbano y pesado.

bp cuenta con una red de 1.300 estaciones de servicio, gran parte de las cuales podrá utilizarse como hubs de carga para la nueva empresa en España y Portugal. Esto permitirá a los conductores de vehículos eléctricos cargar en estaciones seguras con acceso a servicios adicionales de conveniencia.

La empresa conjunta representa una estrecha colaboración entre Iberdrola y bp pulse, aprovechando sus fortalezas y recursos para ofrecer experiencias de carga pública de primer nivel a los conductores de vehículos eléctricos en España y Portugal, para ayudar a acelerar la transición hacia el transporte más sostenible.

En este sentido, el director general de la nueva compañía, Pablo Pirles, comenta que "a través de esta alianza buscamos hacer accesible la carga pública ultrarrápida para todos los ciudadanos, ya que la alta velocidad de nuestra red nos permite obtener autonomía de hasta 200 kilómetros en solo unos minutos de carga. Nuestro objetivo es promover el despegue definitivo en el uso de vehículos eléctricos, y además lo hacemos con energía 100% renovable (a través de certificados de garantía de origen), contribuyendo a acelerar la transición energética".

Esta operación se une a otras realizadas recientemente por Iberdrola, como los acuerdos suscritos con Mapfre, Norges Bank Investment Management, Masdar, GIC o Energy Infrastructure Partners.

La recarga de vehículos eléctricos es uno de los principales motores de crecimiento que impulsan la transformación de bp en una empresa energética integrada. Además de esta alianza, bp está trabajando con socios como Uber, Hertz, Marks & Spencer, REWE, DiDi o Tesla.