El precio del aceite de oliva baja a su mínimo desde agosto

aceite de oliva
photo_camera El último precio del virgen extra es 10 céntimos más barato que los 7,93 euros el kilo que marcaba una semana atrás

El precio del aceite de oliva virgen extra en almazara se sitúa en 7,83 euros el kilo, lo que supone el precio más bajo desde el pasado 11 de agosto y tras unos meses en los que alcanzó unos históricos 8,35 euros el kilo a mediados de septiembre.

Así se desprende de los últimos datos disponibles del Observatorio de precios del aceite de oliva que proporciona la Federación Española de Industriales Fabricantes de Aceite de Oliva (Infaoliva) en su página web después de un mes en el que las precipitaciones y las borrascas han sido constantes en la península.

El último precio del virgen extra es 10 céntimos más barato que los 7,93 euros el kilo que marcaba una semana atrás y desciende 24 céntimos respecto a los 8,06 euros el kilo de hace un mes. Sin embargo, es 3,23 euros más caro que el precio que marcaba hace un año.

Por su parte, el aceite virgen marcaba un precio de 6,75 euros el kilo, según los últimos datos, el más bajo desde el pasado 10 de julio. Durante estos meses llegó a alcanzar un máximo de 7,69 euros el kilo. Los 6,75 euros el kilo suponen una bajada de 43 céntimos respecto al mes pasado y un incremento de 2,32 euros desde el año pasado.

PRECIO DESCENDIENDO

En cuanto al aceite lampante, el precio se situaba en 6,6 euros el kilo, lejos de los 7,33 euros el kilo que llegó a marcar en su momento álgido a mediados de septiembre y el mínimo desde el pasado 1 de agosto. La cifra es 33 céntimos inferior a la de hace un mes pero 2,18 euros superior a la de noviembre de 2022.

La bajada de precio llega después de una semana en la que la reserva hídrica española ascendió a un 41,7% de su capacidad total después de ganar 2.128 hectómetros cúbicos (hm3), la mayor subida del año gracias a las precipitaciones caídas por las borrascas Ciarán y Domingos. Se trata de la mayor subida de agua en los embalses españoles desde la penúltima semana de diciembre del año pasado.

El aceite de oliva se ha encarecido un 67%, según los últimos datos publicados del Índice de Precios al Consumidor (IPC) correspondientes al mes de septiembre, lo que supone un máximo histórico. El precio del aceite acumula incrementos interanuales desde abril de 2021. En cuanto a su variación mensual, el avance fue del 10,1%. El precio ha crecido en todos los meses del año respecto al anterior en todos los meses del año salvo enero.

PREVISIÓN DE COSECHA

El precio de aceite para el próximo año estará marcado por la cosecha de la campaña 2023/24. En octubre se conoció que la previsión de producción de aceite de oliva es de 765.300 toneladas de aceite de oliva, un 15% por encima de la baja cosecha de la temporada anterior (664.000 toneladas) y un 34% por debajo de la media de las últimas cuatro, según datos del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.

El análisis por comunidades autónomas muestra un incremento de la producción respecto de la campaña pasada en Andalucía (+7%), en Extremadura (+101%) y en Castilla-La Mancha (+29%).

No obstante, en Andalucía, principal región productora con un 70% de la producción española, la cosecha se estima un 40% por debajo de la media, especialmente por la baja producción prevista en las provincias de Jaén (primera provincia productora de España), Córdoba y Granada.

Según Agricultura, la situación climática de los últimos meses es el principal condicionante de la producción prevista, ya que “los episodios de elevadas temperaturas en plena floración provocaron pérdidas de flor y una merma en el cuajado del fruto”.