La Comisión de Justicia del Congreso aprueba la ley de amnistía con el acuerdo de PSOE, Junts y ERC

El nuevo dictamen contempla amnistiar a todos los encausados por el procés y solo excluye a los acusados de terrorismo, traición o malversación

votación-congreso
photo_camera Las cuatro enmiendas modificadas recibieron 20 votos a favor y 17 en contra

La Comisión de Justicia del Congreso ha aprobado este jueves el nuevo dictamen sobre la ley de amnistía tras el acuerdo alcanzado entre PSOE, ERC y Junts, que introdujeron cambios en el texto original con el fin de que también beneficie a los independentistas acusados de terrorismo, traición y malversación.

Las modificaciones pactadas por los socialistas con los dos grupos catalanes se plasmaron en cuatro enmiendas transaccionales, tres al articulado de la norma y una al preámbulo, que recibieron el apoyo mayoritario de los diputados.

En concreto, las cuatro enmiendas recibieron 20 votos a favor y 17 en contra. Las respaldaron PSOE, ERC, Junts, PNV, Sumar y Podemos, mientras que posicionaron en contra PP y Vox.

El nuevo dictamen contempla amnistiar a todos los encausados por el procés y solo excluye a los acusados de terrorismo, traición o malversación de acuerdo con lo que establezca la normativa europea. Además, se amplía el ámbito temporal de la medida de gracia dos meses, de forma que empezará el 1 de noviembre de 2011 en lugar del 1 de enero de 2012, según se refleja en la enmienda al preámbulo de la ley.

PLENO LA SEMANA QUE VIENE

El debate y la votación del nuevo texto se ha iniciado con retraso, al pedir el PP que se les diera tiempo para estudiar las enmiendas pactadas por el PSOE y los otros partidos. La Mesa de la Comisión de Justicia ha rechazado este planteamiento de los populares tras imponerse el planteamiento de los socialistas y sus socios.

A este respecto, los diputados del PP Cuca Gamarra y de Vox Javier Ortega Smith han criticado que la mayoría que apoya al Gobierno no justificase su decisión y solo esgrimiese con el argumento de que así se había votado en la Mesa de la Comisión.

Está previsto que la nueva redacción de la ley de amnistía sea llevada a un Pleno del Congreso de la semana que viene, que se celebraría tras el Pleno ordinario. Si la ley es respaldada por una mayoría absoluta de los diputados, pasaría al Senado para su discusión en esta sede parlamentaria.

“LEY CORRUPTA”

Durante el debate de este jueves, Gamarra ha criticado la “tramitación irregular” del nuevo dictamen sobre la amnistía, ya que, a juicio del PP, no era posible volver a tramitar una iniciativa legislativa rechazada en el Pleno de la Cámara Baja. También ha resaltado que en la nueva versión de la norma se habían introducido “hechos nuevos”.

La representante de la formación popular también ha tildado la nueva versión de la amnistía como una “ley corrupta”, con la que el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, hace una “transacción” con sus socios independentistas para que le permitan seguir en el poder.

Al mismo tiempo, Ortega Smith ha afirmado que con el nuevo dictamen el PSOE estaba “amnistiando” a independentistas que lo que hicieron fue dar un “golpe de Estado” y “robarle a manos llenas” a los españoles.

Para el representante de Vox, perdonar los delitos a los implicados en el ‘procés’ es una “repugnante compra de votos” por parte de Sánchez y “la mayor corrupción que puede haber en una democracia”.

JUNTS SE FELICITA

En cuanto a los otros partidos, Josep María Cervera, de Junts, ha felicitado la aprobación del nuevo texto y ha señalado que ha quedado claro que su partido tuvo “motivos de peso” para rechazar la norma en el Pleno del Congreso del pasado 30 de enero.

En nombre del PSOE, Francisco Aranda ha sostenido que la amnistía ayudará “de forma decisiva” a mejorar la situación en Cataluña, al tiempo que ha reprochado al PP de que solo busque “réditos electorales” con esta cuestión.

Por su parte, Pilar Vallugera, de ERC, ha felicitado los cambios introducidos y ha afirmado que acabar con los procesos penales por el ‘procés’ debe ser el “primer paso” de un nuevo intento de “liberación de nuestro pueblo”. Ha añadido que debe trabajarse ahora en un referéndum, al que dijo debe llegarse “de una forma pactada, dialogada, legal, segura”.

En una línea similar, Mikel Legarda, del PNV, se ha referido a que acabar con los sumarios derivados del proceso independentista en Cataluña debe propiciar que se aborde el “fondo” de la cuestión territorial. A su juicio, debe propiciarse el “reconocimiento efectivo de la plurinacionalidad” en España.