Aragonès promete un referéndum reconocido internacionalmente sobre la independencia de Cataluña

Lo ha afirmado el presidente de la Generalitat en una reunión del Consejo Nacional de ERC en Barcelona 
generalitataragones
photo_camera Aragonès presume de obligar al Estado a pasar de la represión a la negociación. Foto: Generalitat

El presidente de la Generalitat de Cataluña, Pere Aragonès, se comprometió este sábado a conseguir "un referéndum reconocido internacionalmente sobre la independencia de Cataluña" y se mostró convencido de poder conseguirlo aunque el Gobierno de España ahora niega esa posibilidad, dado que antes decía lo mismo de la amnistía y ya se está tramitando en el Congreso de los Diputados. 

Así lo dijo Aragonès en una reunión del Consejo Nacional de ERC reunido en Barcelona en la que la dirección le eligió de nuevo como candidato a la Presidencia de la Generalitat de Cataluña, por lo que optará a un segundo mandato en las elecciones autonómicas previstas para febrero del año que viene.

Aseguró que es "el mayor honor que cualquier ciudadano puede tener", al tiempo que una "gran responsabilidad" y reivindicó la ley de amnistía exigida al Gobierno de Pedro Sánchez: “Hemos obligado al Estado a pasar de la represión a la negociación. Conseguimos la liberación de los presos políticos y la eliminación de la sedición”. "Ayer decían que era imposible la amnistía, ahora lo dicen del referéndum".

"Y si tantas cosas que nos decían que eran imposibles nosotros las hemos hecho posibles, nosotros haremos un referéndum reconocido internacionalmente sobre la independencia de Cataluña", sentenció.

El presidente de ERC, Oriol Junqueras, subrayó que "la represión en ningún caso ha podido, ni podrá, doblegar" al partido republicano. Tras recordar el miedo que a su juicio levanta ERC en los poderes del Estado, el presidente del partido recordó que la represión no impedirá a ERC tomar las decisiones “cuando tocan y ahora toca elegir candidato a la reelección”.

El líder republicano explicó los motivos por los que Aragonès ya fue nombrado candidato en 2021 y, tras sostener que la represión sigue vigente porque Marta Rovira sigue fugada de España y él permanece inhabilitado tras la condena del Tribunal Supremo, recordó los puntos fuertes de la gestión de Aragonès al frente de la Generalitat.

“Como estamos convencidos de que Pere Aragonès es el mejor presidente para este país y el mejor candidato para volver a presentarse, hoy queremos proponerlo. Y es un orgullo hacerlo aquí”, dijo Junqueras entre los aplausos de las más de 200 personas congregadas en el auditorio del Colegio Oficial de Arquitectos de Cataluña.

También le pidió que culmine la primera gran transformación republicana con una segunda legislatura que conduzca al país a las puertas de horizonte 2030 en las que ya se está trabajando. "Es el mejor presidente de Catalunya y el mejor candidato a presidirla", insistió.

Por su parte, Aragonès manifestó que pondrá toda la energía, las ganas, las ideas y la experiencia para seguir liderando el país una nueva legislatura. “Es un honor y un privilegio que la ejecutiva nacional me proponga de candidato, de acuerdo con las herramientas y el proceso que corresponde. Me pongo a disposición, con todos vosotros al lado, continuar abriendo camino y poder completar la obra de gobierno con una segunda legislatura”, dijo.

Asimismo, puso en valor el trabajo realizado por el gobierno desde la investidura hace tres años. Destacó la creación de oportunidades para todos y en todas partes, la gratuidad del I2, el impulso de la vivienda pública, la transición energética, la reindustrialización, el impulso del ecosistema de investigación y conocimiento, el traspaso de cercanías y el progreso del catalán en el ámbito audiovisual.

En este punto, remarcó que “hemos situado la lengua y la cultura del país en el centro del debate político. Queremos que en Cataluña nuestra lengua tenga las mismas oportunidades que todas las lenguas que nos envuelven”. Aragonés reivindicó la necesidad de estar orgullosos del país y del trabajo realizado en estos últimos años.

A su juicio, ser presidente de Cataluña es "el mayor honor que cualquier ciudadano puede tener", al tiempo que una "gran responsabilidad" y reivindicó la ley de amnistía exigida al Gobierno de Pedro Sánchez: “Hemos obligado al Estado a pasar de la represión a la negociación. Conseguimos la liberación de los presos políticos y la eliminación de la sedición”. "Ayer decían que era imposible la amnistía, ahora lo dicen del referéndum".

"Y si tantas cosas que nos decían que eran imposibles nosotros las hemos hecho posibles, nosotros haremos un referéndum reconocido internacionalmente sobre la independencia de Cataluña", sentenció.