El Ampa del Ana María Navales pide soluciones a la segunda fase del centro

Llevan cuatro años de escolarización sin un espacio propio, sin su ansiado colegio, acudiendo a manifestaciones viendo cómo año tras año, su cole iba cambiando de ubicación.
photo_camera Llevan cuatro años de escolarización sin un espacio propio, sin su ansiado colegio, acudiendo a manifestaciones viendo cómo año tras año, su cole iba cambiando de ubicación.

Las familias del CPI Ana María Navales se han concentrado en las últimas horas frente al Departamento de Educación del Gobierno de Aragón para manifestar su indignación por la situación en la que se encuentra su centro y exigir soluciones a todos los problemas que atraviesa la obra actual. Lo han hecho entre panderetas, zambombas y cascabeles y cantando unos villancicos creados especialmente para la ocasión, con letras como “Navalicas, Navalicos, seguimos en obras, estás navidades queremos que nos oigan”.

“Decepción, tristeza, impotencia, son algunos de los adjetivos que definen el sentir de esta comunidad educativa que lleva ya más de cuatro años luchando por su colegio, cuatro años de lucha incansable, idas y venidas de un sitio a otro y los grandes perjudicados de esta historia, los niños, con edades comprendidas entre los 3 y los 6 años, 267 niños, algunos de los cuales llevan sus cuatro años de escolarización sin un espacio propio, sin su ansiado colegio, acudiendo a manifestaciones, sin enterarse del todo qué estaba ocurriendo pero viendo cómo año tras año, su cole iba cambiando de ubicación. Primero en las aulas del colegio vecino de Arcosur, luego en aulas prefabricadas”, indican desde el AMPA Navales.

En septiembre, el mismo día de inicio de curso, se entregó el edificio de infantil "con las deficiencias y carencias que desde el Ampa se han ido denunciando en un particular calendario de adviento", subrayan.

A pesar de ello, "los niños comenzaron por fin en su colegio 4 años después de lo esperado, con la ilusión puesta en poder hacer la inauguración total en marzo de 2024 cuando finalizase por fin esta primera fase con la construcción del edificio de primaria (9 unidades de primaria)", indican.

Con el objetivo puesto en esa fecha y sin perder de vista la necesidad de acometer todas las reparaciones y mejoras que son necesarias en el edificio de infantil, las familias, equipo directivo y profesorado, seguían con su día a día intentando desarrollar la labor docente en las mejores condiciones dentro de las posibilidades (sin poder hacer psicomotricidad en infantil ni educación física en condiciones para primaria). Y con todo ello, "como un jarro de agua fría, nos llega una noticia que supone una piedra más en el camino de este centro, la empresa constructora de las obras se declara insolvente, y con ello, nuestro edificio de primaria no va a poder estar disponible para el inicio del próximo curso 24/25, manifiestan.

Todo ello, "con un equipo directivo y docente que están dando el 200% haciendo mucho más de lo que su labor docente les compete y con 2 premios nacionales del Ministerio de Educación, el último recibido esta pasada semana en la categoría “Buenas Prácticas en el Desarrollo de Competencias de lectoescritura y las alfabetizaciones múltiples (audiovisual y mediática e informacional)“(https://cpianamarianavales.es/el-mec-nos-reconoce-con-el-premio-nacional-a- nuestro-proyecto/)", subrayan.

Desde el Ampa inciden en que "por este equipo y por la comunidad educativa que formamos en el CPI Ana María Navales, seguiremos luchando y exigiendo unas condiciones de educación en igualdad de condiciones que otros centros de la comunidad y con unas infraestructuras que sean acordes al nivel que esta comunidad educativa se merece".

"Sin perder de vista la necesidad de una licitación lo antes posible de la segunda fase del proyecto que supondría la finalización de las otras 9 unidades de primaria necesarias para completar este ciclo educativo", concluyen.