Daños “devastadores” en el colegio María Zambrano de Parque Venecia tras la tormenta

“La situación del colegio María Zambrano es devastadora. Toda la estructura del edificio -muros, paredes interiores, cristales, puertas y ventanas- está completamente destrozada. Sumamos a esto el equipamiento: todos los muebles han desaparecido, libros, ordenadores, las pantallas digitales están inservibles porque el agua ha alcanzado más de un metro de altura”. Es el testimonio de la presidenta del AMPA de este centro zaragozano, Noemí Corbatón, que este jueves fue arrasado por la tormenta de granizo y lluvia en la capital aragonesa.

Hasta allí se han desplazado representantes del Ayuntamiento, como la alcaldesa, Natalia Chueca, y el consejero de Urbanismo, Víctor Serrano, así como el consejero de Educación del Gobierno autonómico, Felipe Faci, quien ha afirmado que ya se está trabajando en una licitación de emergencia, lo que supone que, de inmediato, se puede empezar a trabajar. “La previsión es que esté en septiembre y vamos a trabajar para que así sea”, ha asegurado.

En cuanto a la cuantificación de los daños, el consejero ha defendido que “todavía es pronto, pero es previsible que sea una cantidad importante”.

El centro ha quedado devastado por el agua

A pesar del agradecimiento por parte del AMPA, Corbatón ha explicado que no pueden quedarse “únicamente con esta actuación para comenzar el curso porque las familias no van a estar tranquilas”. “No podemos llevar a nuestras criaturas a un colegio que está en el cauce de un río”, ha sostenido.

Preguntado por la situación del colegio cercana a la desembocadura de un río, Faci ha asegurado que el solar “no tiene ninguna limitación en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU). Evidentemente, no era previsible que ocurriera esto porque si no no se hubiera construido aquí”, ha afirmado. “Queremos que en estos dos meses que quedan hasta el inicio de curso esté el colegio como estaba ayer, antes de la tormenta”, ha concluido.

“Estamos hablando de más de 400 criaturas que se han quedado, literalmente, sin colegio”, ha lamentado la presidenta el AMPA, que es madre de un niño del colegio de 7 años. “Le he contado que había habido una lluvia torrencial y que el agua había atravesado el colegio y lo había destruido. Está realmente triste, porque él es testigo de todo el trabajo que hemos invertido las familias para conseguir este centro, y ahora que estábamos a punto de conseguirlo, ya que las obras de primaria iban a concluir, se lo ha llevado el agua”, ha concluido.

Gran parte del mobiliario se ha visto afectado por la tromba de agua

Precisamente, estos desperfectos se produjeron cinco horas más tarde de que este jueves se anunciase que se iban a quitar las torres de alta tensión ubicadas junto al centro. El Ayuntamiento de Zaragoza y Endesa establecieron un protocolo de colaboración que permitiría canalizar y soterrar las líneas de alta y media tensión que recorren el parque del Barranco, desde Parque Venecia hasta el camino de Cuarte.